El apicultor es "el cabeza de turco" de la normativa y los precios

El secretario regional de COAG ha pedido en Salamanca que los productos a la venta especifiquen no solo la procedencia del producto sino también el porcentaje que incorpora del producto de cada uno de los lugares.

El coordinador regional de COAG en Castilla y León, Aurelio Pérez, ha lamentado que el profesional apícola sea el "cabeza de turco" por medidas como una normativa diferente para la trashumancia en cada comunidad autónoma o por precios para la miel que están por debajo del coste de producción.

 

Durante la celebración de las XXII Jornadas Apícolas de Coag Salamanca y con la presencia del consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural de la Junta, Jesús Julio Carnero, el representante de la organización profesional agraria ha destacado que los profesionales del sector "bajan" frente al crecimiento generalizado de las pequeñas explotaciones.

 

Esta situación, que se da en Salamanca, está motivada por que el profesional sufre medidas como los cambios de criterios en la trashumancia, según la comunidad autónoma en la que tenga las colmenas, y "este sector tendrá que tirar a la calle si las mesas de negociación y de trabajo no avanzan" en este ámbito o en el del etiquetado de la miel, ha apostillado.

 

Aurelio Pérez ha pedido que los productos a la venta especifiquen no solo la procedencia del producto sino también el porcentaje que incorpora del producto de cada uno de los lugares.

 

Ha puesto como ejemplo que un bote puede llevar que contiene miel española aunque solo acumule un uno por ciento del total y el resto sea procedente de China.

 

Asimismo, el coordinador de Coag ha asegurado que "el sector no aguanta más" con precios de 2,60 o 2,50 euros cuando los costes de producción de un kilogramo de miel son de 2,90 euros.

 

"Hay que trabajar en fórmulas para vivir dignamente de una actividad como la apicultura", ha concluido.