El adiós de Iglesias al Senado: finiquito, iPhone, tablet y vuelta al sueldo de la Diputación
Cyl dots mini

El adiós de Iglesias al Senado: finiquito, iPhone, tablet y vuelta al sueldo de la Diputación

Javier Iglesias podrá cobrar por haber cesado en el Senado, se podrá llevar el teléfono y la tablet (pagando) y recupera el sueldo de presidente de la Diputación, su primera decisión tras salir de la Cámara Alta. Se reserva una última bala: una paga de cese de más de 5.000 euros.

El presidente del PP de Salamanca y de la Diputación, Javier Iglesias, puede acumular un sustancioso finiquito en este final de legislatura. En pocas semanas, podría sumar la denominada retribución transitoria del Senado, unos 9.000 euros, ha vuelto a cobrar el sueldo en dedicación exclusiva de presidente de La Salina y podría cobrar una indemnización por cese definitivo si no logra ningún escaño o concejalía remunerada en las próximas elecciones generales, autonómica y locales.

 

Lo que ya está aprobado es el ingreso por parte del Senado de la denominada indemnización de transición. Es una cantidad fija para cubrir el vacío entre la disolución de las cámaras y la constitución de las nuevas. La cantidad fijada es de 8.822,54 euros brutos (y tributables) resultantes de multiplicar 163,38 euros al día por los 54 que van del 5 de marzo al 27 de abril. La “indemnización de transición” se aplica en virtud de un acuerdo de las Mesas del Congreso y del Senado adoptado en julio de 2006 para cubrir a los parlamentarios que cesan en su actividad precisamente por el decreto de convocatoria electoral. Se hace en pago único.

 

La perciben todos los senadores, salvo los que lo son por designación autonómica (no es el caso de Iglesias) o se quedan en la Diputación Permanente, que cobrarán hasta el último día. Sin embargo, esta paga está destinada a los parlamentarios que no dispongan de otros ingresos por actividad laboral desde el 5 de marzo, de manera que si algún senador se incorpora a un puesto de trabajo a partir de esa fecha tendría que devolverla.

 

Además, los senadores salientes podrán conservar el teléfono móvil y la tableta que reciben para su uso en el Parlamento previo pago de 518 euros por el Iphone y de 175 por la tableta.

 

Pero, además, Javier Iglesias ha recuperado su 'antiguo' sueldo como presidente de la Diputación de Salamanca. Según denunció el PSOE la semana pasada, su primera decisión tras cesar a principios de marzo en el Senado fue volver a asignarse una dedicación exclusiva. Según el apartado de transparencia de la Diputación, la retribución anual bruta del presidente de la institución es de 68.085,08 euros. El reglamento interno de la Diputación dice que presidente y vicepresidentes han de ejercer siempre en régimen de dedicación exclusiva, con sueldo y cotizaciones a cargo de La Salina, aunque Iglesias ha estado cobrando solo por asistencia a pleno y comisiones para poder cobrar el sueldo del Senado, más alto.

 

Y luego está la indemnización por cese. Es una cuantía establecida en el Senado (y también en el Congreso) para los que dejan la Cámara Alta y no repitan, es decir, no obtienen. Se cobra mes a mes y siempre que hayan sido parlamentarios al menos dos años. Son 2.972 euros por cada año que hayan estado en el Parlamento, o fracción de seis meses, y con un máximo de 24 mensualidades. En total, unos 6.000 euros en el caso de Iglesias.

 

Esta indemnización está reservada a los senadores que dejen definitivamente la Cámara Alta una vez se celebren las elecciones del 28 de abirl. Toda vez que Iglesias no es titular en la candidatura del PP al Senado por Salamanca, podría estar en situación de pedirla.