Duro ataque a Cultura por faltar a la promesa sobre Los Águila

Crítica. Iglesias arremete contra la ministra González-Sinde por “tomarnos el pelo a todos los mirobrigenses”.
MONDRIÁN / DAVID RODRÍGUEZ
Malas noticias”. Ése es el diagnóstico del alcalde de Ciudad Rodrigo, Javier Iglesias, sobre el futuro inmediato que le espera al palacio de Los Águila,una vez más los intentos hechos para conocer más detalles sobre ese futuro, “después de haber tenido la paciencia debida“. El primer intento fue tras la época veraniega. En septiembre, Javier Iglesias envió una carta a la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, interesándose por el futuro del palacio.

Al acercarse el final de la exposición en torno al Bicentenario que acogió Los Águila en 2010, y como no había habido respuesta por parte de la ministra a esa carta (y sigue sin haberla a día de hoy), el alcalde convocó a la comisión de agentes culturales de la ciudad. En este encuentro se acordó que el alcalde contactaría de nuevo con el Ministerio, para conocer novedades en torno a las actividades para 2011. A pesar de que el alcalde ha intentado hablar con la directora general de Bellas Artes, Ángeles Albert, sólo ha podido hacerlo con la subdirectora de este departamento, Begoña Torres. Iglesias le agradece que al menos le haya atendido, pero las respuestas no son nada halagüeñas.

Según explicó Iglesias, la única opción que contempla ahora mismo el Ministerio para Los Águila es la oferta realizada por el empresariado mirobrigense, Afecir, para sufragar el coste de mantener la exposición del Bicentenario durante 2011. De hecho, la llamada de Begoña Torres a Javier Iglesias vino motivada por la carta donde Afecir proponía esta posibilidad, y no por los contactos realizados por el alcalde. Iglesias apoya totalmente la iniciativa de Afecir, y espera que salga adelante, pero lo considera claramente insuficiente, “porque el palacio es muy grande”.

El alcalde se expresó en términos muy duros por la actitud de la ministra después de la reunión mantenida hace un año, donde Sinde prometió un “gran centro cultural”. Iglesias considera esta actitud una “tomadura de pelo y una burla a los mirobrigenses”, y añade que la ministra “ha traicionado nuestra confianza”. Además, mostró una actitud desafiante: “es inadmisible que se nos tome por el pito del sereno”. Piensa que “el palacio tiene que estar gestionado por el Ministerio, y no puede irse de rositas en esto”.

Por este motivo, el alcalde exige una nueva reunión con la ministra, para “pedir que el Ministerio dé respuesta pronto a lo que se planteó hace un año, porque de momento no hay voluntad por parte de la ministra de cumplir el compromiso adquirido”. Desde su punto de vista, “el Ministerio no puede negarse a poner un solo euro para el palacio para actividades de tipo cultural por mucha crisis que haya”.

Duques de Soria
Por otra parte, Iglesias anunció que se pondrá en contacto con la Fundación Duques de Soria, para conocer los proyectos que tienen pensados para el palacio a través del Centro Hispano-Luso de Patrimonio, que ve en todo caso insuficientes. El alcalde expresa “que no voy a consentir que un sala de exposiciones cinco estrellas sólo esté abierta mes y medio al año”.

La intención del alcalde es convocar durante la próxima semana a la citada comisión de agentes culturales para informarles de todo lo sucedido y estudiar posibles medidas. En la anterior reunión de esta comisión, fue el propio Iglesias quién frenó el ímpetu reivindicativo de algunos sectores, “confiando en la palabra de la ministra al menos hasta final de 2010”. Una vez que no se ha cumplido, es hora de pasar a la acción.