Diputación y Ayuntamiento se blindan con una oleada de nombramientos 'a dedo'

Durante octubre se han convocado y resuelto cinco puestos de libre designación entre ambas instituciones, que se suman a otros nombramientos 'a dedo' para coordinar Salamaq, de jefe de Bomberos o de oficial mayor.

El Ayuntamiento y la Diputación de Salamanca han protagonizado una oleada de nombramientos 'a dedo' en un mes de octubre insólito en el que se han convocado o adjudicado varios puestos de libre designación, la fórmula bajo la que las administraciones escogen sin concurso ni oposición a personal concreto para ocupar puestos de relevancia.

 

En los últimos días, las dos mayores administraciones de la provincia han dado varios pasos para 'blindar' puestos clave de la administración local, con responsabilidades muy ligadas a las decisiones políticas y en los que se tiende a colocar a personal señalado. En el caso del Ayuntamiento de Salamanca, el día 18 de octubre convocó dos plazas por libre designación: la del director del área de licencias y planeamiento y la de jefe de servicio jurídico de urbanismo. Ambos puestos son del mayor rango y niveles máximos de la escala.

 

El primero, director del área de licencias y planeamiento, está reservado a un funcionario A1 y tiene nivel 29, casi en el cénit de la escala; el complemento específico es de más de 36.000 euros anuales, a los que sumar sueldo. Está abierto a otras administraciones, pero se cubrirá por libre designación. Entre sus funciones, asumir la coordinación con los órganos políticos y con el resto de las áreas, aprobar las propuestas de pliegos de cláusulas administrativas particulares o ratificar y aprobar los informes de propuesta de adjudicación de contratos.

 

El segundo, el de jefe del servicio jurídico de urbanismo, coincide con la reciente salida del director del área, que ha abandonado el puesto por decisión propia para reincorporarse precisamente a sus funciones como asesor jurídico. El puesto se ha convocado el 18 de octubre y está reservado a funcionario A1 con nivel 28, con un complemento específico de 28.000 euros anuales al que sumar el sueldo. Entre sus funciones, elaborar informes jurídico sobre la materia urbanística, en un consistorio que tiene sobre la mesa los líos del Corona Sol y El Corte Inglés.

 

Además, el Ayuntamiento ha adjudicado recientemente el puesto de colaborador del área de urbanismo, también por libre designación; se convocó en agosto y el decreto con el nombramiento es de este 14 de octubre. El puesto tiene un complemento específico de 11.500 euros. Y a este hay que sumar otros dos puestos de libre designación producto de la salida de sus anteriores inquilinos. Se trata del puesto de jefe de Bomberos, nombrado el pasado febrero después de cuatro meses de proceso, y que fue cubierto también por libre designación tras las tensiones entre los agentes del cuerpo y el Ayuntamiento. Y el caso del oficial mayor, que por tres veces convocó el Ayuntamiento por no conseguir que nadie se presentara, y concedido también 'a dedo' el 16 de junio.

 

El último caso es el del adjunto a la Intervención de la Diputación de Salamanca. El puesto se convocó en julio y se ha resuelto este pasado día 7 de octubre. Los sindicatos de La Salina han criticado la creacion de este puesto para apoyar al interventor al existir varias vacantes en el área, en la que la Diputación ha visto como los tribunales tumbaban otras adjudicaciones 'a dedo'. Con todo, el puesto ya está cubierto. Y se suma al caso del puesto de coordinador de Salamaq, que no fue de libre designación: sólo se presentó una persona, la que sonaba en todas las 'quinielas' para la adjudicación.