Detienen al sospechoso de los incendios de Villarino de los Aires

De 19 años. El arrestado, muy conocido en el municipio, trabaja en el Consistorio y ayudó en las labores de extinción.
E. G.

Un joven de 19 años y con iniciales J. C. C. fue detenido en la madrugada del domingo al lunes como sospechoso por los incendios que han arrasado más de mil hectáreas este verano en el municipio de Villarino de los Aires.

Según ha podido conocer este periódico, dos agentes de la Guardia Civil de paisano detuvieron en torno a las 2.30 horas de ayer al joven en su domicilio, en Villarino de los Aires. El detenido fue trasladado a la Comandancia de la Guardia Civil de Salamanca, donde se negó a declarar en la tarde de ayer en el interrogatorio policial. Previsiblemente, el acusado pasará a disposición judicial mañana.

Tras la detención, la Guardia Civil procedió al registro del vehículo del arrestado en busca de la obtención de pruebas que le inculpen como presunto autor de los incendios. Según fuentes consultadas por este periódico, en la mañana de ayer miembros de la investigación solicitaron un nuevo registro del vehículo.

Las sospechas de que este joven pudiera ser el autor material de, al menos, siete incendios forestales en el término municipal de Villarino este verano vienen desde hace casi un mes cuando la Guardia Civil descartó al principal sospechoso tras el interrogatorio. Desde entonces, los rumores entre el vecindario apuntaron a J. C. C., como el principal sospechoso, situación que conocían sus padres, como así pusieron de manifiesto a TRIBUNA hace unas semanas después de que se descartara al primer sospechoso.

Según señaló a este diario el alcalde de Villarino de los Aires, José Martín Montes, el joven, vecino del municipio, era muy conocido. Señaló que “era un muchacho de confianza” por lo que en “ningún momento” tuvo sospechas de él. “Todos hemos oído rumores estos días de atrás pero ya se sabe que, como con el sospechoso anterior, la gente habla mucho y yo personalmente no creo que haya sido este muchacho. Hasta ayer –por el domingo– ha estado apagando el fuego”. Además, el primer edil no descarta que tras estos hechos se esconda un móvil relacionado con la actividad cinegética.

Martín señaló que J. C. C., trabaja en el Ayuntamiento como brigada y se encarga de “lo que hace falta en el municipio”, ya sea “atender el huerto escolar o las averías que se producen en la calle”.

Además, el joven había colaborado en las labores de extinción, por lo que se desconocen las causas que le podrían haber empujado a provocar estos incendios.

Una detención que sorprendió también a los padres del sospechoso, que negaron “cualquier vinculación de su hijo con los hechos” y rehusaron hacer cualquier manifestación al respecto tras la contratación de un abogado. No obstante, en declaraciones a este periódico, mostraron su “incredulidad ante lo que estamos viviendo”.

Por otra parte, el subdelegado del Gobierno, Jesús Málaga, confirmó la detención del joven y señaló que, por el momento, este arresto se desvincula del incendio forestal que se registró en el término municipal de Agallas el pasado 28 de agosto, en el que falleció una persona, aunque “continúan las investigaciones en una línea certera y seria”, concretó.

Por último, según confirmaron a TRIBUNA fuentes de la investigación, en la madrugada del pasado sábado, momento que se registró otro incendio a las 04.10 horas, la Guardia Civil, que acudió al lugar, observó un vehículo que huyó a gran velocidad. Tras conseguir detener al turismo, comprobó que en el interior viajaban dos jóvenes –uno de ellos J. C. C.– en estado de embriaguez. Además, hallaron unas garrafas vacías con olor a jabón y mecheros. Ambos fueron imputados por un delito de incendio forestal, según fuentes de la investigación.