Detenida tras amenazar a los policías en El Zurguén: "En cuanto os vayáis, voy a buscar una pistola y os pego dos tiros"

Calle Villaselva del barrio de El Zurguén, donde sucedieron los hechos

A la detenida, de nacionalidad rumana, le constan tres detenciones, por infracción a la Ley de Extranjería, por malos tratos físicos y por reclamación.

Agentes de la Policía Nacional han detenido a una mujer, con las iniciales A.D. de 38 años, rumana, como presunta autora de un delito de amenazas, resistencia y desobediencia a agentes de la Autoridad.

 

Sobre las 10:15 horas del día 15 de septiembre, los funcionarios actuantes fueron comisionados por la Sala del 091, para que se dirigieran a una vivienda, sita en la calle Villaselva de Salamanca, donde al parecer, un agente judicial, que había acudido al mismo para entrega de cédula de citación a una persona, presuntamente, pareja de la detenida, denunciaba que después de entregar la citación, esta mujer salió tras él y le arrebató los papeles que llevaba, al tiempo que le gritaba que era un estafador. Al sentirse intimidado, le había entregado además de la citación para su pareja, otros documentos ajenos a ellos.

 

Según sostiene la nota de prensa de la Policía, los actuantes subieron hasta el domicilio de la detenida y ella misma les invitó a entrar. Le preguntan por los papeles que le ha quitado al Agente Judicial y continúan diciendo que es un estafador, tirándolos al suelo para que los recogieran los policías.

 

La actitud de la detenida era cada vez más agresiva y, en este sentido, acercándose a uno de los actuantes le dijo, literalmente: “En cuanto os vayáis, voy a buscar una pistola que tengo escondida y os pego dos tiros”. Los funcionarios tratan de calmarla, pero no lo consiguen y continúa con insultos y amenazas, por lo que es informada que de continuar en esa actitud, podría ser detenida. Hace caso omiso y proceden a su detención, informándole de los motivos de la misma y de los derechos que le asisten en conformidad con lo dispuesto en la Legislación vigente, siendo conducida hasta dependencias policiales donde, después de serle reiterados sus derechos por escrito, quedó ingresada en los calabozos.

 

La detenida a la que le constan tres detenciones, por infracción a la Ley de Extranjería, por malos tratos físicos y por reclamación, ha pasado en el día de la fecha, en unión de las diligencias instruidas, al Juzgado de Instrucción de Guardia de los de Salamanca.