Curso 2020/2021: ni profesores ni espacio suficiente en los colegios para mantener la distancia de 1,5 metros

Pupitres de un aula en el Lucía de Medrano: una cinta adhesiva marca qué sitios se pueden ocupar. Foto: A. Santana

Una encuesta entre directores revela que un 86% cree inadecuada la ratio marcada por Educación para separar alumnos y que el 42% cree que no hay espacio suficiente en los centros para asegurar la distancia social.

Los sindicatos docentes UGT, CCOO, CSIF, Stecyl y ANPE han pedido este miércoles a la Consejería de Educación negociación y más recursos para afrontar el próximo curso escolar con seguridad y poder cumplir con las medidas de prevención establecidas frente a la pandemia de coronavirus. Así lo han señalado en una rueda de prensa conjunta ofrecida para presentar los resultados de una encuesta realizada a cerca de 300 equipos directivos de entre 980 centros entre el 10 y el 24 de julio y entre cuyos resultados destaca que tan sólo un doce por ciento se ve capaz de aplicar sin dificultad las medidas de carácter preventivo, mientras que tan sólo un 15,9 cree que cuenta con profesorado suficiente para ello y un 86,6 no considera adecuadas las ratio estipuladas de acuerdo con las recomendaciones sanitarias actuales.

 

La representante de ANPE, Pilar Gredilla, ha explicado, además, que sólo un 42,6 por ciento de los encuestados considera que tiene espacio suficiente en su centro para garantizar la distancia de seguridad --un porcentaje que sube hasta el 44 en el caso de las escuelas rurales--, mientras que un 98,1 por ciento advierte de que la aplicación de estas medidas supondrá un aumento de carga burocrática para el equipo docente.

 

En caso de un nuevo cierre de centros por un rebrote de la COVID-19, apenas el 21,3 por ciento de las respuestas indica que sus centros sí cuentan con los recursos digitales necesarios, mientras que poco más del doce (12,4) ve suficiente la formación en competencia digital. Además, un 93 por ciento apuesta por regular el teletrabajo docente y un 84,1 considera necesario regular el derecho a la desconexión digital. A la hora de la detección y aislamiento de posibles casos, un 90,7 por ciento no se consideran capacitados para detectarlos en sus centros, en tanto que el 89,4 creen conveniente contar con profesionales sanitarios en sus centros.

 

Falta de diálogo y protocolos insuficientes

Ante estos resultados, la presidenta del sector educativo de CSIF en Castilla y León, Isabel Madruga, ha subrayado la "falta de diálogo" por parte de la Cosnejería, la cual ha adoptado una serie de medidas sanitarias que "no se han negociado", al tiempo que ha constado la "improvisación constante" y "sin consulta" que ha marcado la adopción de estas decisiones.

 

Su homólogo en UGT, Jesús González, ha tachado de "insuficientes" los protocolos fijados por la Administración y ha criticado que se vuelque "toda la responsabilidad" en los equipos directivos cuando muchas de las medidas "deberían ser homogéneas".

 

Al hilo de esto, la representante del sindicato Stecyl, Christina Fulconis, ha pedido "un plan B" a la Consejería de Educación, pues aunque ha reiterado su apuesta por las clases presenciales para el próximo curso, ha reconocido que lo ve "muy complicado".

 

Entre las peticiones de estos sindicatos para el próximo curso está la disminución de las ratios de alumnos por clase, un doble turno de limpieza y desinfección "también por la mañana", pues habitualmente se realizan estas tareas en horario de tarde, cuando no suele haber actividad lectiva, así como una disminución de las horas lectivas.

 

En este sentido, la responsable educativa de CCOO en la región, Elena Calderón, ha subrayado que "sin recursos" los protocolos y las instrucciones dadas no resultarán efectivas, al tiempo que ha advertido de que "en caso de un brote" en un centro no está clara la responsabilidad de cada parte. "Falta de concreción y respaldo jurídico, material, infografía, epis, equipos informáticos y conectividad", ha lamentado Calderón, quien también ha señalado las "grandes adaptaciones" que precisan servicios como el de comedor o 'madrugadores'. También ha alertado la representante de CCOO sobre la gestión de materiales compartidos en determinadas materias como Música o Educación Física.

 

Por su parte, Madruga se ha referido a la intención de la Junta de realizar test PCR a todos sus funcionarios, algo que en el caso de la comunidad docente "seguro va a dar más tranquilidad", aunque ha reconocido algunas dudas entre los sindicatos sobre "si es o no factible" y ha defendido que, de hacerse, debería ser antes de comenzar el nuevo curso.

 

En este sentido, Jesús González ha pedido a la Consejería que negocie con los sindicatos y no se limite a informarlos. "Nosotros no nos vamos de vacaciones, estamos dispuestos a negociar, nos jugamos mucho en este principio de curso, es una cuestión de salud pública", ha insistido el representante de UGT.

 

Discrepancia con las gratificaciones extra

En cuanto a la cuestión de las gratificaciones, González se ha mostrado en contra de que exista "discriminación" entre trabajadores públicos y ha recordado que el profesorado "ha tenido que poner en muchos casos equipos, conexiones y actualizaciones de software" por su cuenta "para atender la formación online". En este sentido, CSIF ha apostado por que se gratifiquen "todas las labores extraordianrias", ya sea "de forma económica u horaria", mientras que CCOO no ve "oportuna" esta remuneración extra en el caso de los docentes, salvo aquellos que trabajaron durante el confinamiento para los Servicios Sociales, los cuales "sí deberían tenerla igual que todo el personal" de estos servicios.

Comentarios

Verguenza 30/07/2020 08:41 #2
Como puede ser que desde marzo no te haya tomado ninguna medida creo que han tenido suficiente tiempo para haber echo algo y haber tomado las decisiones con respecto al curso siguiente es una vergüenza el no saber que va a pasar en septiembre con nuestros hijos
medidas urgentes 29/07/2020 15:26 #1
Primeramente, dimisión de todas las juntas directivas en señal de protesta . En segundo lugar , escritos por parte de directivas y los claustros rechazando la no reducción de ratios y las medidas impuestas y finalmente , obviamente que se mojen las familias. Eso no ayuda a la conciliación. Volveremos atrás.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: