Condenado un taxista y conductor de ambulancias salmantino a dos años y un día de prisión por tráfico de drogas
Cyl dots mini

Condenado un taxista y conductor de ambulancias salmantino a dos años y un día de prisión por tráfico de drogas

Se ha condenado a cuatro hombres más, todos residentes en Salamanca, Villares y Santa Marta, en posesión de droga, que habría alcanzado en el mercado los 17.895,98 euros.

La Audiencia Provincial de Salamanca ha condenado a cuatro hombres por tráfico de drogas a la pena de dos años y un día de prisión y a pagar una multa de 36.000 euros. Además, también se ha condenado a un quinto acusado por el mismo delito a dos años, tres meses y un día de prisión, y a 36.000 euros de multa.

 

Uno de ellos, el salmantino F.G.L, distribuía la droga por distintas zonas de Salamanca aprovechando su condición de taxista y utilizando para ello el vehículo de su propiedad -un Toyota Verso-, incluso en alguna ocasión una ambulancia ya que algunos días trabaja también como conductor de ese tipo de vehículos.

  

Por otra parte, ha quedado demostrado que J.A.S.G. y M.A.S. actuaban como proveedores de F.G.L., y C.L.R. que se encargaban de distribuir la droga, actuando como intermediario con los consumidores y siguiendo las instrucciones de aquellos. Por último, el acusado D.F.M.M. era el proveedor de la droga a J.A.S.G. y M.A.S.

 

Los hechos comenzaron tras la intervención de los móviles de los condenados, ya que así se obtuvieron claros indicios de que se dedicaban a la distribución y venta de sustancias estupefacientes, en especial cocaína. De esta manera se registraron sus domicilios, en Alfonso VI, Dos de Mayo, avenida de Portugal, calle Brasil (del polígono de los Villares) y calle Juan XXIII de Santa Marta, donde se intervino droga, que habría alcanzado en el mercado ilícito la cantidad de 17.895,98 euros.

 

La sentencia también confirma que en el momento de producirse los hechos, los cinco acusados tenían significativamente mermada su capacidad volitiva -de controlar sus actos-, a consecuencia de su grave adicción a las drogas, actuando impulsados por esta dependencia de sus hábitos de consumo.

 

La sentencia no es firme y por tanto podrá realizarse un recurso de apelación ante la Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León en el plazo de diez días siguientes al de su notificación.