Con las botas puestas

DIGNO CUARTOFINALISTA. No pudo Halcón Avenida con la calidad de Ros Casares Valencia, que cerró la eliminatoria en dos partidos a pesar de los esfuerzos charros. HASTA EL FINAL. A falta de tres minutos las locales empataron el partido a 57
ISABEL DE LA CALLE

Salieron prevenidas las salmantinas a la cancha de Würzburg tras el inicio fulgurante de Ros en el primer partido de la serie. Este hecho y el ensordecedor ambiente que ayer había en el Municipal salmantino las activó desde el comienzo.

De este modo, las salmantinas aguantaron el tipo en los primeros minutos a pesar de la permisividad arbitral que, por otro lado, ya se esperaba. Jugando al contacto, sin embargo, Ros tiene todas las de ganar hoy por hoy y enseguida se puso por delante en el marcador (9-14 en el minuto siete). En este momento llegó una de las primeras buenas noticias para Halcón Avenida, la segunda falta de Delisha Milton, que fue sustituida por Anna Montañana.

Los últimos 25 segundos del primer cuarto trajeron consigo la confirmación de que Elisa Aguilar no jugaría tras el pisotón recibido en el primer choque en Valencia, ya que Isma Cantó hizo saltar a la cancha a la júnior Pallardó para dar un mínimo descanso a Laia Palau.

Al inicio del segundo cuarto despertó la mejor cara de Ros hasta lograr una renta de +16 (19-35) gracias a dos triples en jugadas consecutivas de Amaya Valdemoro.

Por parte de Halcón, sus aleros volvían a padecer el mismo mal que en el primer choque: Alba lo intentaba con malos resultados y Anke ni siquiera lo hacía. La belga, de hecho, realizó su primer lanzamiento de tres en el tercer cuarto. Hasta entonces, dos intentonas de dos.

En esos minutos Silvia Domínguez cobró un protagonismo individual bien asistiendo, bien penetrando que restó puntos a esa diferencia lograda por Ros hasta irse al descanso por debajo de 10 (28-37).

En la reanudación, Halcón Avenida desaprovechó demasiadas oportunidades de darle la vuelta al marcador. A tres se llegó a poner el equipo charro (38-41, minuto 5). Lograron las charras parar el chorreo ofensivo de Ros, pero sin anotar no conseguían mover el marcador. Y no ayudaban las aleros salmantinas a mover el marcador, ya que entre las tres sumaban seis puntos en los tres primeros cuartos. De nuevo las dos postes americanas, y en esta ocasión Silvia Domínguez, sumaban dos dígitos al marcador charro.

En el último cuarto, Halcón Avenida siguió soñando gracias al primer triple de Anke de Mondt que acercó a las charras a 2 (49-51), aunque Montañana le respondió con otro y Valdemoro con uno más (51-57).

Sin embargo, como si hubiera escuchado las críticas, De Mondt resurgió en estos últimos minutos dando la mejor versión de sí misma con una penetración y un rebote en ataque importantísimo que hizo que el partido se empatara a 57 puntos a falta de tres minutos para el final.

Esta vez, por desgracia, el intercambio de canastas y faltas finales cayó del lado valenciano, que estará en la Final Four a pesar de un dignísimo rival en cuartos.