Competición abre expediente disciplinario por lo sucedido en el Real Unión-Numancia

Y AHORA, LAS PRUEBAS. Los equipos implicados, entre ellos la UDS, tienen plazo hasta el día 8 de junio para presentar los correspondientes argumentos
D.G.

El Comité de Competición, en su sesión ordinaria celebrada ayer, decidió abrir expediente disciplinario por los hechos denunciados respecto al partido entre el Real Unión de Irún y el Numancia del pasado 23 de mayo. Ahora, los equipos implicados deberán presentar pruebas que demuestren sus acusaciones, en el caso de los clubes que han denunciado las supuestas irregularidades, y su inocencia, tanto en el caso del Real Unión como en el del Numancia.

El hecho de que el Comité de Competición haya decidido tener en cuenta la denuncia efectuada por el Huesca y a la que se adhirió el Salamanca la semana pasada ya es una avance en la protesta, lo cual no quiere decir que finalmente Competición la desestime. Pero al menos el Comité quiere escuchar a todas las partes y por eso ha decidido abrir un expediente disciplinario. Se ha determinado un plazo de siete días, es decir, hasta el próximo ocho de junio, para que el Huesca y el Salamanca presenten las pruebas que consideren oportunas. Ahora, los servicios jurídicos de la UDS trabajarán conjuntamente con los del equipo aragonés para hallar argumentos sólidos. A ellos se unirán en los próximos días otros clubes implicados en la pelea por evitar el desenso y que también entienden que en el encuentro del Estadio Gal hubo irregularidades que incumplen varios artículos del Código Disciplinario de la Federación Española y que se refieren a la competitividad. La alineación “notablemente inferior a la habitual” que presentó Arconada, con cuatro jugadores de las categorías inferiores, levantaron las sospechas de varios clubes, reforzadas después por el vídeo del encuentro, en el que se observan jugadas que se consideran “extrañas”. La UDS desconoce si la resolución definitiva se conocerá antes del final de la competición liguera.

Al margen de la decisión sobre el partido del Estadio Gal, el Comité de Competición también ha decidido sancionar a Pablo Zegarra, segundo entrenador de la UDS, con un partido por su expulsión el domingo.