COAG defiende en Salamanca el consumo y la calidad de la miel española
Tribuna mini Saltar publicidad
Tribuna800x800 file
Cyl dots mini

COAG defiende en Salamanca el consumo y la calidad de la miel española

(Foto: Chema Díez)
Ver album

El presidente regional de COAG, Aurelio Pérez, ha asegurado en el marco de una manifestación en a capital salmantina, que 

"¿Conoces de dónde procede la miel que comes?"; "protege nuestra abejas, consume la miel de nuestros apicultores". Estos han sido dos de los lemas de la manifestación que ha llevado a cabo en Salamanca la organización agraria COAG, secundada en otras muchas capitales de provincia de España, con el fin de defender el consumo y la calidad del producto de la tierra.

 

La manifestación ha tenido lugar en la Plaza del Corrillo de Salamanca y ahí COAG ha ofrecido a los ciudadanos la opción de poder probar la miel de Salamanca, en concreto la de la sierra, con Reina Kilama (San Miguel de Valero) como protagonista, y otras mieles de importación de países como China, Ucrania o Argentina; y la diferencia es abismal...

 

"Las organizaciones agrarias y las cooperativas tenemos un acuerdo con el Ministerio que saldrá a la luz el próximo 20 de diciembre, ése es el compromiso, sobre el etiquetado de la miel. Es fundamental que ponga con claridad el país de origen y el porcentaje de mezcla de la miel. Es el eje sobre el que giran todos los problemas del sector". Así se ha expresado el secretario regional de COAG, Aurelio Pérez, quien ha hecho hincapié también en la situación del sector de la apicultura en la provincia.

 

"Salamanca cuenta con cerca de 500 apicultores, el 90% profesionales; producimos en años normales 4.000 toneladas de miel, pero después de un año de sequía y exceso de humedad, este año hemos producido 2.800. Y, curiosamente, hay 2.000 toneladas que están almacenadas y no tienen salida porque no hay precio. Lo que se hace está en torno a 2,30 - 2,40 euros kilo, mientras que producir cuesta 2,70 euros", explicó.

 

Por eso, "ante el negocio de unos pocos y la ruina de muchos, hay que cambiar esto para clarificar que las 32.000 toneladas de miel de China, de Ucrania o de Argentina hay que ponerle claridad. El consumidor debe comprar lo que quiera, pero informado, y eso no se está llevando a cabo. A pesar de que no le guste a la industria, a pesar de que haya otras asociaciones que quieran torpedearlo, debemos hacer lo posible para sacar este borrador adelante", aseveró.

Noticias relacionadas