Claves para recargar pilas en verano y llegar a septiembre de 10

Si para algo están pensadas las vacaciones es para hacer un parón de la actividad profesional, recargar pilas y volver en septiembre (o cuando toque) con energías renovadas. No todos, sin embargo, siguen los consejos al pie de la letra.

Desde Mundo Psicólogos recomienda dedicar tiempo a la meditación. Es menos posible hacerlo el resto del año, cuando el ajetreo y las prisas marcan el día a día. Pero disponer de mayor tiempo favorece la reflexión en cuestiones como qué nos hace felices, qué queremos conseguir en la vida o qué aspectos de uno mismo se pueden mejorar. “Nos ayudarán a comprendernos mejor, a plantear el rumbo que queremos tomar”, dicen en la mencionada web.

 

Hay que aprender también a disfrutar del tiempo libre. Los días de descanso se presentan como una oportunidad perfecta para disfrutar con aquello que nos gusta hacer, sea darse unos refrescantes chapuzones en el mar, montar a caballo o tocar la guitarra en divertidas veladas con los amigos. “Todo ello nos ayudará a liberar endorfinas a sentirnos felices”, aseguran en Mundo Psicólogos.

 

No se trata, sin embargo, de acumular muchas tareas y terminar las vacaciones cansados. La premisa debe ser el relax físico y psicológico, para lo que es buena idea aprender y disfrutar de no hacer nada. Hay personas a las que les cuesta parar, pero permanecer tumbados o sentados sin prestar atención a nada puede ser una rutina que transmita paz.

 

Es momento de también de dejarse deleitar por esos detalles que, en plena rutina, pasan desapercibidos. Puede tratarse de una conversación, un paseo por la playa o estar con la familia. Eso incluye también dejarse maravillar con el entorno, sea la playa, la montaña o la ciudad, saber apreciar lo que se tiene y dónde se está.

 

Pero hay otras prácticas que también pueden venir de perlas para recargar pilas, si por ello se entiende la puesta a punto del cuerpo y la mente.

 

UNAS SESIONES DE FISIOTERAPIA

 

Una visita a un centro de fisioterapia como Fisiosalum es más que recomendable cuando hay dolores de espalda, contracturas causadas por estar muchas horas frente al ordenador, lumbalgias, dolores de cabeza y una larga lista de patologías. Este centro de fisioterapia en las tablas (Madrid) está además especializado en fisioterapia infantil y en la mujer.

 

Como sostienen desde Fisiosalum, “la salud física es el primer requisito para la felicidad”. El alivio del dolor, la mejora de la fuerza muscular y de la movilidad, el aumento de la flexibilidad, la prevención del deterioro físico, la mejora de las funciones básicas o ampliar la sensación de bienestar son algunos de los beneficios de acudir a un profesional. Contando, como se ha mencionado, con patologías específicas o con la necesaria recuperación de lesiones, sean deportivas o de otra índole.

 

Puesta a punto de la boca

 

El de salud es un concepto amplio que incluye aspectos en los que no siempre se repara. La falta de tiempo es la excusa más habitual para dejar de lado visitas al especialista, aun sabiendo lo que supone posponer esos cuidados básicos.

 

El verano también puede ser una buena época para acudir al dentista, tanto para consultas que tengan por objeto el diagnóstico y la prevención como si es necesario someterse a otros servicios básicos (como una limpieza o un blanqueamiento). Pero más aún si son necesarios procedimientos quirúrgicos menores, como la extraccion de la muela del juicio. Un proceso que, por cierto, explica al detalle Servibucal, que aglutina los servicios dentales al mejor precio.

 

Por las molestias que puedan suponer para el paciente, es mejor si determinados tratamientos se adelantan al reinicio de la actividad laboral.

 

TRATAMIENTOS CON ALOE VERA

 

Dedicarse tiempo a uno mismo es también mimarse. La tienda de aloe vera Ibizaloe, una tienda online para comprar aloe vera, ofrece algunas sugerencias en su amplio catálogo. Muchos de sus productos tienen el sello Bio, por lo que queda garantizado que la planta que se usa para ellos es 100% natural. Entre otros, Ibizaloe también tiene el sello de producción agraria ecológica del Consell Balear.

 

Tanto para el tratamiento de las quemaduras por el sol como para prevenirlas, una crema solar con SPF 30 a base de aloe vera puede ser muy recomendable. “Nuestros protectores solares evitan la aparición del eritema solar y esquivan los efectos negativos que el sol produce sobre el tejido cutáneo”, explican desde Ibizaloe, añadiendo que consiguen hidratar la piel de una forma muy natural.

 

Se atribuyen múltiples beneficios al aplicar aloe vera sobre la piel. Como astringente, ofrece una limpieza profunda, siendo también un hidratante muy completo para pieles que están resecas, lo que es habitual en verano. Ayuda a regenerar los tejidos, por lo que suele ser vendido como remedio contra el envejecimiento y, por sus propiedades antibacterianas, dicen, es también bueno para el acné.

 

MANTENER LEJOS LA ANSIEDAD

 

Si un estilo de vida estresante es lo que aguarda después de las vacaciones, la visita a una especialista supondrá mucho más que un balón de oxígeno ante la ansiedad o el estrés. Y es que, como explican en Mindicsalud, “el objetivo de la terapia no es eliminar la ansiedad, sino aprender a controlarla”.

 

Cuando se tiene ansiedad, como estado emocional, se tiene en alerta el organismo por una situación que valora como peligrosa. Siendo necesaria en algunas ocasiones, porque aumenta la motivación para actuar y mejora el rendimiento, como explican en Mindicsalud, se convierte en debilitante cuando se alcanzan niveles niveles elevados. Se hace misión imposible relajarse y disfrutar, por lo que ni las solas vacaciones serán efectivas.

 

La ansiedad se identifica con situaciones a nivel físico como latidos fuertes y rápidos, temblores o mareos; mental, como la sensación de estar en peligro o de haber perdido el control; o de conducta, cuando se tienen dificultades para actuar o se persiste en evitar ciertas situaciones.

 

Cuando es elevada, puede desembocar en fobias específicas, en trastornos de angustia, hipocondría, trastorno obsesivo compulsivo y otras patologías, por lo que es necesario tratarla.