Ciudadanos por el patrimonio cuestiona el proyecto para el cerro de San Vicente

Laderas Cerro San Vicente

Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio expresa sus reticencias a la urbanización de la ladera del cerro y califica de "desafortunado" el diseño del nuevo edificio previsto: propone usar las bodegas del antiguo convento.

En el mes de agosto del año 2019 la Asociación Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio hizo llegar al Ayuntamiento de Salamanca sus impresiones con respecto al proyecto de acondicionamiento de accesos y tratamiento de la ladera recayente a la Vaguada de la Palma del Cerro de San Vicente, el cual pretende convertir los históricos bancales de las laderas del Cerro de San Vicente en un céntrico parque que dé acceso al espacio arqueológico en el que se conservan los restos del primer asentamiento. Así va a ser el nuevo cerro de San Vicente.

 

En esencia se trataría de una actuación de dignificación que esta asociación ya había demandado en el mes de julio del año 2016 y en mayo de 2011, por el lamentable estado de dejadez en que se encontraban y se encuentran las laderas del Cerro de San Vicente, dando origen a incendios y a quejas de los vecinos. Las obras han arrancado este mes de julio.


En primer lugar a la Asociación, como probablemente al resto de la ciudadanía, le gustaría conocer cuál será la gestión del nuevo parque urbano y de los restos visitables lo que indudablemente es trascendental para plantear la intervención puesto que deberán tenerse en cuenta flujos de personas, puertas de acceso y sistemas de cierre, mantenimiento y cuidado de la vegetación, entre otros aspectos.
 

La actuación central, por la que se posibilita el disfrute público de estos bancales conlleva actuaciones en los muros de piedra, que "confiamos se mantengan visibles" y las necesarias para que el tránsito sea accesible mediante rampas entre los diferentes niveles. La urbanización, en cuanto a mobiliario, nuevo arbolado, la construcción de fuentes ornamentales y una pérgola y el uso de los espacios en base a huertos o plantaciones delimitadas no disimulan la intervención humana.

 

Pero la cuestión más alarmante, sin duda, es que se contemple la construcción de un equipamiento complementario o centro socio-cultural en la zona superior de la ladera. Se trata de una ocurrencia innecesaria y costosa puesto que ya se dispone de las bodegas del convento como espacios habilitados para ese uso, las cuales jamás han sido utilizadas. La Asociación valora la intervención y su diseño como muy desafortunada, inasumible desde el punto de vista patrimonial, de muy dudosa viabilidad y absolutamente prescindible si el proyecto quiere presentarse como respetuoso con el paisaje y con la historia.

 

Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio considera que el Ayuntamiento de Salamanca debe avanzar en otros pasos que, tres décadas después, den por finalizadas sus actuaciones sobre el Cerro de San Vicente, como pudieran ser los restos hallados en la plataforma superior, la consolidación de la ladera sur del Paseo de San Vicente, dotar de sentido expositivo y cultural a las dependencias del convento y asegurar la protección de los restos que se encuentran en propiedades privadas y que presentan un estado indecoroso.

Comentarios

Juan Luis 28/07/2020 19:01 #1
Cuando hagan esta cosa ¿van a cuidarla o a dejarla como Huerta Otea?

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: