Cinco minutos por paciente: La carta de 'auxilio' de una médico sobre el Centro de Salud de Tejares

Centro de Salud de Tejares

Entre algunas de sus denuncias, afirma que atienden a más de 1.700 pacientes, unos 50 cada día, y a cada uno de ellos le pueden dedicar solamente en torno a cinco minutos de su tiempo.

María Auxiliadora Velasco Marcos, Médico de Familia y vocal de Médicos de Atención Primaria Urbana del Colegio de Médicos de Salamanca, no puede más. Trabaja cada día en el Centro de Salud de Tejares y está cansada de la falta de atención por parte de la Gerencia de Atención Primaria ante la grave situación que vive la sanidad en Salamanca, y más concretamente en su centro.

 

Entre algunas de sus denuncias, afirma que atienden a más de 1.700 pacientes, unos 50 cada día, y a cada uno de ellos, le pueden decicar solamente en torno a cinco minutos de su tiempo. "La necesidad de al menos un médico más en el equipo, se ha dado a conocer en reiteradas ocasiones, durante años", afirma. 

 

La carta, al completo

Ante la falta de respuesta por parte de la Gerencia de Atención Primaria, a los problemas detectados en el centro de salud de Tejares (Salamanca), que dificultan la atención de calidad a la población y afectan a la salud de los profesionales, nos sentimos en la obligación de comunicar a la población, al Colegio Oficial de Médicos y a Salud Laboral, el deterioro progresivo en la asistencia sanitaria, originado por la falta de profesionales de forma mantenida durante años y agravada en las ausencias no sustituidas.

 

La necesidad de al menos un médico más en el equipo, se ha dado a conocer en reiteradas ocasiones, durante años y por diferentes medios: comunicación verbal, personalmente por el coordinador médico, escritos firmados por todo el equipo de atención primaria, actas de varios consejos de salud de la zona básica, comunicación en mesas con distintos representantes políticos… Sin recibir respuesta ni solución y complicándose aún más la situación con el paso del tiempo, pues los cupos por profesional siguen creciendo, estando en más de 1.750 pacientes por médico.

 

Las consultas se masifican, quedando reducido el tiempo de atención a cada paciente a escasos 5 minutos, tiempo totalmente insuficiente para una atención de calidad. Nuestros gestores deberían ser conocedores de la dificultad de trabajar con estas demandas diarias, que superan 40 o 50 consultas al día.

 

Los profesionales médicos estamos desbordados por unas demandas excesivas: en consulta en el centro de salud, a domicilio, de asistencia urgente desde cualquier instancia, en la vía pública y otros dispositivos, como el 112, que requieren nuestra atención en la jornada ordinaria. Es imposible dar respuesta para “casi todo” con pocos recursos y escaso tiempo.

 

Esta situación mantenida, sin apoyo ni respuesta por parte de nuestros superiores, ha favorecido la jubilación de dos médicos a una edad en que todavía habrían continuado, si las condiciones laborales fueran de actividad asistencial normal.

 

Desde el verano estamos sin coordinador médico, tras su jubilación, pues nadie quiere asumir ni mantener una coordinación en unas condiciones indignas para los profesionales y sin posibilidad de garantizar una atención adecuada a la población.

 

Son muchas las voces que reclaman un cambio de modelo asistencial para dar respuesta a los nuevos problemas planteados en los últimos años en Atención Primaria.

 

Necesitamos gestores que no miren hacia otro lado y aborden los problemas actuales allí donde surgen, poniendo soluciones duraderas, sin complejos, ni presiones políticas de corto alcance, porque está en juego la salud de muchos profesionales y la seguridad del paciente.

 

Me pregunto: ¿Qué atención vamos a ofrecer a la población del centro de salud de Tejares en el puente de la Constitución y en vacaciones de Navidad? ¿Será más de lo mismo: agobio, sobrecarga, consultas masificadas, acumulación de consultas de compañeros ausentes?… Y así ¿hasta cuándo podremos seguir?