CGT desconvoca la huelga ferroviaria del 5 de diciembre por las "amenazas" de represalias a los trabajadores

Renfe asegura que la huelga incurre en una ilegalidad técnica.

El sindicato CGT ha decidido desconvocar la huelga prevista para el próximo día 5 de diciembre ante "las amenazas por parte de la empresa a los trabajadores sobre la pretendida ilegalidad técnica" de la huelga convocada.

 

De esta manera, CGT entiende que la convocatoria de huelga realizada es "totalmente legal y cumple todos los requisitos legales que son de aplicación". No obstante y "con el objetivo de que la empresa no pueda causar ningún tipo de perjuicio a los trabajadores y trabajadoras y ante la distorsión que ha causado la Dirección y sus aliados sindicales", el sindicato ha decidido aplazarla.

 

Así, aseguran, llevan "muchos años de trabajo y lucha contra el desmantelamiento del Sector Público Ferroviario, realizando todo tipo de actos en su defensa (manifestaciones, concentraciones, reparto de octavillas a usuarios, encierros, trenes reivindicativos, reuniones con todo tipo de organizaciones sociales, políticas, etc.), incluidas las convocatorias de huelgas, y vamos a seguir convocando todo tipo de acciones, pese a quién pese".

 

Las reivindicaciones de los ferroviarios que recoge CGT son:

 

* Apertura de la negociación del III Convenio Colectivo.

* Integración plena de los trabajadores de Feve.

* Ingreso de nuevos trabajadores en Renfe sin precariedad laboral.

* Devolución de la paga extraordinaria retenida desde diciembre de 2012.

* Abono del 100% del salario por Incapacidad Temporal.

* Incremento de los coeficientes reductores en la edad de jubilación y la ampliación a otras categorías para obtenerlo.