Castilla y León amplía la línea de ayudas para las pérdidas del vacuno de leche: hasta 8.000 euros por ganadería
Cyl dots mini

Castilla y León amplía la línea de ayudas para las pérdidas del vacuno de leche: hasta 8.000 euros por ganadería

El consejero de Agricultura, Jesús Julio Carnero, en su visita a una ganadería. Foto: Ical

La Junta anuncia una línea de ayudas de 5,2 millones para paliar las pérdidas del vacuno de leche aunque asume que "no solucionan el problema".

La Junta de Castilla y León compensará las pérdidas que sufren los ganaderos de explotaciones de vacuno de leche con una línea de ayudas de 5,2 millones de euros, según anunció hoy el consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, durante su visita a la cooperativa Vazaeco, en Tordehumos (Valladolid). Estas subvenciones van destinadas a 900 explotaciones de la Comunidad a través de unas medidas que se incluyen en el programa #SomosdelCampo. 

 

Las ayudas, como explicó el consejero, podrá alcanzar hasta los 8.000 euros para aquellas ganaderías con más de 100 hembras de la especie bovina, mayores de 24 meses, destinadas a la producción de leche. En el caso de las granjas con entre cinco y 50 vacas, la ayuda será de 4.000 euros, y en el caso de explotaciones de entre 51 y cien vacas lechera, alcanzará los 6.000 euros. La concesión se efectuará a los titulares de explotaciones que hayan realizado entregas de leche o hayan vendido leche de forma directa en octubre de este año.

 

Carnero, que anunció que estas ayudas recibirán el visto bueno en el Consejo de Gobierno de la Junta el jueves, adelantó que la previsión es que se puedan cobrar antes de fin de año.

 

A su vez, el consejero argumentó que la concesión de esta subvención directa tiene por objeto compensar parte de las pérdidas que han sufrido las explotaciones de ganado vacuno de leche de Castilla y León, como consecuencia de las limitaciones padecidas por la pandemia del Covid-19 y el crecimiento exponencial de los costes de producción de los últimos meses, en especial del gasóleo, la electricidad y el pienso.

 

“La finalidad última que perseguimos con esta ayuda es paliar, en parte, los efectos perjudiciales que se han producido en estas explotaciones y que no peligre su continuidad ante las alteraciones en los mercados que se han producido como resultado de las medidas sanitarias adoptadas por los distintos países”, recalcó Carnero.

 

Estas medidas, según explicó, se incluyen en el programa #SomosDelCampo que implantó la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural para ayudar al sector frente a las consecuencias generadas por la pandemia y que hasta la fecha ha servido para inyectar 68,2 millones de euros. Las últimas ayudas aprobadas dentro de esta línea fueron los 3,2 millones para el toro de lidia.

 

Además, el Consejero recalcó que estas ayudas “no solucionan el problema”, por lo que reclamó a la Unión Europea que establezca medidas para garantizar la estabilidad y la rentabilidad de las explotaciones agrícolas y ganaderas y, de esta forma, garantizar la supervivencia del sector. Además, Carnero advirtió que de mantenerse el incremento de costes de producción durante los próximos meses muchas explotaciones de la Comunidad se pueden abocadas a su desaparición.

 

Al mismo tiempo, también anunció que este jueves mantendrá una reunión con los representantes de la industria láctea y la distribución para intentar dotar a la cadena alimenticia del equilibrio necesario que permita la rentabilidad de todos sus eslabones y un precio justo para los ganaderos.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: