Casi 30.000 personas pasaron a Portugal por Salamanca con motivo de la visita del Papa

Imagen de la Policía durante la operación 'Frontera Blanca' en Fuentes de Oñoro

La llamada operación 'Frontera Blanca' tenía como objetivo prioritario el control de vehículos y del flujo de personas y su documentación, de forma preventiva, desde Fuentes de Oñoro.

La Policía Nacional ha participado, junto con el Servicio de Extranjería y Fronteras de Portugal, en la denominada “Operación Frontera Blanca”, operativo establecido con motivo de la visita de Su Santidad el Papa a Fátima, los días 12 y 13 del presente mes, en respuesta a la solicitud del gobierno de Portugal del cierre de fronteras interiores, dentro del marco de lo establecido en el Convenio Schengen, solicitud motivada por razones de seguridad, tendente a reducir al máximo las amenazas que pudieran surgir de un evento de tales características, con gran afluencia de personas, desde el punto de vista de la alerta antiterrorista, de la seguridad ciudadana y también para el refuerzo de fronteras aéreas, marítimas y terrestres y el control de personas en los distintos medios de transporte utilizados.

 

El objetivo prioritario en la frontera de Fuentes de Oñoro ha sido el control de vehículos y del flujo de personas y su documentación, de forma preventiva.

 

En el operativo han participado, por parte portuguesa, distintos cuerpos policiales y por parte española, la Comisaría General de Extranjería y Fronteras, específicamente la Unidad Central de Fronteras y dentro de ella la BRIC (Brigada de Respuesta a Inmigración Clandestina), además de unidades policiales de la Jefatura Superior de Policía de Castilla y León, como la Brigada Móvil y Guías Caninos y en el ámbito provincial de la Comisaría de Salamanca, la Unidad de Extranjería y Documentación de Vilar Formoso-Fuentes de Oñoro.

 

El operativo ha tenido una duración de cinco días, desarrollándose de forma satisfactoria y sin incidencias reseñables. Desde su inicio, el día 10, hasta su finalización, el día 14, han entrado en Portugal por la frontera de Vilar Formoso-Fuentes de Oñoro un total de 29.968 personas, de las cuales 4.266 eran de nacionalidad española. Del total controlado, 979 personas lo fueron por tren.