Carlos Rubén: el Multiusos del CD Guijuelo

(Foto: De la Peña)

El centrocampista andaluz se ha convertido en una pieza básica para Jordi Fabregat y ya ha jugado en cuatro posiciones distintas, pero aún no lo ha hecho en su sitio ideal. ¿Qué ocurrirá el día que lo haga?

"Vengo a ayudar a la gente joven, a trabajar y a ganarme un puesto porque vengo a jugar, no para dar palmaditas en la espalda a los demás. Voy a luchar por ganarme el puesto. He mantenido el contacto con los jugadores de mi anterior etapa y siempre es más fácil conocer a algunos de ellos y saber cómo funciona el club".

 

El pasado 18 de agosto, el futbolista andaluz, Carlos Rubén, se expresaba en estos términos en su presentación como jugador del CD Guijuelo, en su tercera temporada. Y el que avisa... ya se sabe.

 

Poco más de tres meses después, el jugador ya ha demostrado con creces que su fichaje está más que justificado por todo lo que le ha dado al equipo dentro y fuera del terreno de juego, jugando en hasta cuatro posiciones, ninguna de ellas la natural.

 

Lateral derecho, extremo diestro, 'stopper', central zurdo... éstas son las posiciones que ha ocupado en el terreno de juego el futbolista andaluz Carlos Rubén, en lo que va de temporada en el CD Guijuelo, rindiendo siempre a un nivel excepcional.

 

Y es que, el jugador se ha convertido en el 'Multiusos' del equipo de Jordi Fabregat para tapar las carencias de un conjunto que no está encontrando su sitio en lo que va de campaña. En un principio, Carlos Rubén, que llegó fuera de forma, iba a ser un futbolista importante, pero para ocupar una posición de banda en el equipo como ya hiciese en el Extremadura en la temporada anterior, aunque no fuese su sitio.

 

Pero, las necesidades del CD Guijuelo por las numerosas bajas en el centro del campo hicieron que el andaluz tuviese que anteponer el hecho de 'ponerse el mono' a sus intereses personales, y ha dado un resultado excelso. Como 'stopper', Carlos Rubén ha dado una nueva lección de fútbol, de compromiso y de solidaridad para ser indispensable y dotar al equipo de un mayor equilibrio y una buena salida con la pelota.

 

Hasta el momento, ha disputado 15 partidos, 13 de ellos como titular, siendo un fijo indiscutible para Fabregat, que solo tiene palabras de elogio para él por todo lo que da sobre un terreno de juego, y en posiciones que no son la propia, cuya área de influencia es su cercanía al área o jugando como interior en posiciones ofensivas.

 

El 'Multiusos' ya ha demostrado que tiene mucho fútbol por dar en Guijuelo y que, pese a sus 34 años, ha sabido reciclarse para volver a ser un hombre importante.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: