Carburantes más baratos que nunca en Salamanca: repostar gasóleo a menos de 0,90 el litro
Cyl dots mini

Carburantes más baratos que nunca en Salamanca: repostar gasóleo a menos de 0,90 el litro

David Hernández Grande en la gasolinera (Foto: G. de Castro)

Los precios de los carburantes han caído hasta un 30% en comparación con mayo de 2019. La baja demanda y la caída del petróleo, explicaciones.

El precio de los carburantes ha proseguido esta semana con su caída y ha retrocedido a mínimos que no se veían desde el primer trimestre de 2016. En el caso de Salamanca, son muy numerosas las gasolineras en las que se puede repostar gasolina sin plomo de 95 octanos por debajo del euro/litro y también el gasóleo A.

 

En concreto, el precio medio del litro de gasóleo ha bajado un 1,8% con respecto a la semana anterior, hasta situarse en los 0,981 euros, consolidándose por debajo de la cota del euro y en su nivel más bajo desde abril de 2016. En el caso del litro de gasolina, en esta semana ha registrado un descenso del 1,47%, para marcar un precio medio de 1,072 euros, en mínimos desde finales de febrero de 2016.

 

En Salmanca, trece estaciones de servicio tienen la gasolina sin plomo de 95 octanos por debajo de 1 euro/litro; la más barata lo tiene en 0.957 euros/litro. En el caso del gasóleo A, 25 gasolineras venden el litro a menos de un euro y la más barata lo tiene a 0.877 euros/litro. En el último año, el precio de los carburantes ha caído un 30% en Salamanca.

 

De esta manera, los precios de los carburantes se mantienen en la espiral bajista en la que entraron en el mes de marzo y acumulan ya un abaratamiento de hasta casi el 22% desde los máximos anuales que tocaron a mediados de enero.

 

Este importante descenso en los precios de los carburantes viene acompañado del desplome en que se encuentra inmerso en los mercados internacionales el crudo en los últimos meses. No obstante, esta semana el petróleo ha recuperado algo de aire. Así, este jueves el precio del barril de Brent, de referencia en Europa, cotizaba a 29,5 dólares, mientras que el Texas se intercambiaba a 23,9 dólares.

 

A pesar de este desplome registrado por el petróleo desde hace meses, el descenso en los precios de los carburantes no varía en la misma proporción, ya que no tienen una relación directa con la cotización del barril de crudo, sino que dependen de las cotizaciones de la gasolina y gasóleo en los mercados al por mayor, todos ellos en dólares.