Carbayo pide a la oposición ideas en busca de los apoyos que necesita para no acabar sin presupuestos
Cyl dots mini

Carbayo pide a la oposición ideas en busca de los apoyos que necesita para no acabar sin presupuestos

Descubrimiento placa VII Centenario USAL

García Carbayo termina su ronda de contactos con la oposición con críticas unánimes a su falta de propuestas para la ciudad y el previsible continuismo del último presupuesto de legislatura.

El alcalde de Salamanca terminaba este miércoles su primera ronda de contacto con los grupos de la oposición. PSOE, Cs y Ganemos no han ahorrado en críticas a García Carbayo, que se ha resistido durante semanas a abrir la senda del diálogo, a pesar de que ha presumido de ello en varias declaraciones. Ninguno de los grupos políticos ha salido con buen sabor de boca de las reuniones, tal y como ha podido contrastar este medio con los respectivos portavoces. Y sus declaraciones oficiales, a través de sendos comunicados, así lo han puesto de manifiesto. El alcalde ha pedido ideas, pero los grupos están convencidos de que no hará pocos esfuerzos para incluirlas. Tendrá que conquistar los apoyos necesarios para no terminar la legislatura sin presupuestos, de ahí una ronda de contactos de trámite.

 

A pocos meses de las elecciones, los tres grupos de la oposición han usado términos bastante gruesos para referirse al contenido de las reuniones, y el grupo popular ha contestado a cada comunicado, algo propio de las estrategias políticas de este momento. Según los portavoces, han sido reuniones pesadas en las que el alcalde ha propinado a sus oyentes un largo discurso con los logros del mandato de Mañueco, que se han tenido que tragar los que no le cortaron. Pero hay algo en lo que los tres grupos de la oposición han coincidido, de una u otra forma: lo que han conocido de los planes en torno a las cuentas municipales no es de su agrado

 

Según fuentes municipales, se les ha transmitido que los presupuestos están en elaboración, y los planes del equipo de Gobierno pasan por aprobarlos en un pleno extraordinario durante febrero. Pero como ya informó el propio alcalde en su toma de posesión, su plan es de continuismo con los proyectos y planes que su antecesor tenía en su programa y que dejó sin rematar, de los que no se moverá ni un ápice. Sorprendentemente, el alcalde ha pedido a los grupos ideas para estos presupuestos, pero sin comprometer nada y sabiendo que en los últimos años dejó siempre fuera a PSOE y Ganemos y admitió sólo pequeñas aportaciones de Cs. Y eso es lo que PSOE, Cs y Ganemos peor han encajado.

 

Para los tres grupos, el PP carece de un proyecto para la ciudad. Cs ha acusado al equipo de Gobierno de tener paralizada la ciudad a cuenta de sus cambios políticos; anuncian un amplio listado de medidas para los próximos presupuestos, a la espera de saber si habrá medios económicos para poder encajarlas. El PSOE ha lamentado la falta de iniciativa y de planes para atraer empresas y empleo, y su portavoz, José Luis Mateos, le ha cantado 'las 40' por la persistencia en medidas que tienen a la ciudad con un mercado laboral precario y perdiendo población. Y, por último, Ganemos lamenta que no cuenta “ni con un plan para mejorar los servicios públicos ni con una estrategia para aumentar el empleo” y que no es sino un albacea de lo que dejó Mañueco.

 

En todos los casos, se pone en evidencia la falta de nuevas ideas y el continuismo con las recetas de siempre. Eso será lo que depare el futuro presupuesto, previsiblemente, muy parecido al de 2018 con la incorporación de cuestiones que llevan años sin ejecutarse o se han prometido varias veces, como el esperado centro cultural de la torre de Abrantes o el Puerto Seco, un fracaso continuado que el equipo de Gobierno va a lanzar como principal propuesta. Unas bases con las que tendrá que conquistar los apoyos que necesita para no terminar la legislatura sin presupuestos.

Noticias relacionadas