Caldera reconoce que la crisis recortará la inversión en futuras infraestructuras

Futuro. El vicepresidente de la Fundación Ideas no pone fechas pero asegura que el PSOE se compromete a traer la Alta Velocidad a la provincia salmantina
S.G.P.

Jesús Caldera reconoció ayer en Salamanca que la crisis “afectará transitoriamente a la inversión de Fomento que se traducirá en una reducción de las inversiones para futuras infraestructuras”. Si bien resaltó que es el propio Ministerio de Fomento el que “tendrá que concretar a qué obras afectará”.

El vicepresidente de la Fundación Ideas, acompañado de Fernando Pablos, aseguró además que no tiene “ninguna duda” de que la Alta Velocidad acabará llegando a Salamanca. “Tenemos un compromiso total con el AVE y se hará con un gobierno progresista pero no sabemos cuándo porque la falta de recursos aminorará las inversiones”, explicó en la sede del PSOE de la capital que acogió el consejo territorial del partido con los principales representantes socialistas de la provincia para conocer a fondo las medidas aprobadas por el Ejecutivo central.

Ante la petición del presidente de la Cámara de Comercio, Juan Antonio Martín Mesonero, de que tanto el PSOE como el PP se comprometan con las infraestructuras de la provincia, Caldera aseguró que esa petición debía dirigirse sólo al Grupo Popular “que nunca se ha comprometido con la provincia”. Así, resaltó que en su día pidió expresamente a Zapatero que se agilizaran las infraestructuras salmantinas “para que todas las autovías estuvieran finalizadas en 2008 y más o menos así ha sido”, subrayó. Por otro lado, Caldera aseguró que las medidas para reducir el déficit aprobadas por el Gobierno “se han hecho del modo menos dañino posible” y anunció como ya lo hiciera Zapatero a principios de semana que el Ejecutivo aprobará en breve una subida fiscal “para aquellas personas que tienen más capacidad económica y pueden aportar más recursos al Estado sin que pierdan su calidad de vida”. Para el diputado socialista es “sorprendente” que el PP se atreva a criticar las medidas del Ejecutivo “sin dar alternativas más allá de la broma pesada de decir que eliminando ministerios se reduce el gasto”, criticó Caldera. Asimismo dijo tener esperanzas de llegar a alcanzar un acuerdo con los sindicatos para que finalmente no se produzca una huelga general. “Entiendo la preocupación sindical y sé que viven un momento difícil pero lo vivimos todos”, afirmó el diputado socialista quien recordó además que con el plan del Gobierno “vamos a mantener la fiabilidad y credibilidad de las instituciones españolas que necesitamos emitir deuda para seguir financiando nuestros gastos”, afirmó.