Bebés prematuros: "Los beneficios del método canguro, primordiales para su desarrollo"

Algunos embarazos no llegan a término y el nacimiento prematuro conlleva una serie de cuidados por parte de la Unidad de Neonatología del Complejo Asistencial de Salamanca. En el último año ha descendido el número de ingresos, en total, en torno a unos 1.800, lo cuenta la doctora, Ana Remesal. 

La doctora Ana Remesal, responsable del servicio de Neonatos en el Clínico (Foto: De la Peña)

Algunos embarazos no llegan a término y el nacimiento prematuro conlleva una serie de cuidados por parte de la Unidad de Neonatología del Complejo Asistencial de Salamanca. En el último año ha descendido el número de ingresos, en total, en torno a unos 1.800, lo cuenta la doctora, Ana Remesal.

 

Esta historia empieza en el silencio de un aséptico pasillo del Complejo Asistencial de Salamanca. Nacer es un viaje complicado, quizás el más costoso. Es mediodía. A pocos metros de la puerta entreabierta de la unidad de cuidados neonatales empieza a sonar la voz de gente que se mezcla con llantos. Junto a la entrada, los papás observan expectantes la figura de sus bebés recién nacidos, apenas 1.500 gramos.

 

La incidencia del parto prematuro está aumentando y se sabe que puede conducir a una variedad de trastornos neurológicos y cognitivos que pueden arrastrarse en la etapa escolar y mantenerse en la vida adulta. Nacer antes de las 33 semanas de gestación se ha vinculado a un mayor riesgo de problemas neurológicos, incluidos los trastornos del espectro autista y por déficit de atención, lo cuenta la doctora Ana Remesal, responsable de área. La parte médica está más que cubierta con el equipo de especialistas, pero el apoyo emocional a los padres es tarea de "todos".

 

Cabe destacar que este año se ha producido un descenso del número de nacimientos en la unidad de Neonatología, 1.800 en el año 2017. Uno de los motivos es que se producen menos nacimientos en el Complejo Asistencial de Salamanca, y por lo tanto, también los casos de niños prematuros y asimilados.

 

-¿Cómo funciona el servicio de neonatología?

-"La Unidad de Neonatología es una unidad dentro del Servicio de Pediatría para la atención del neonato críticamente enfermo, pero sobre todo atendemos a niños con prematuridad que son el volumen de pacientes que más hay en las unidades neonatales, entonces a parte de los ingresos hospitalarios de estos niños atendemos en la maternidad al recién nacido sano para explorarle, detectar si hay alguna alteración de forma temprana y fomentar la lactancia materna a parte de todos los cuidados del niño".

 

-¿Tiene otras consultas específicas?

-"Si, para el 'gran Prematuro' que nace por debajo de los 1.500 gramos y de niños con patología infecciosa neonatal y además aquellos niños que requieren algún tipo de consulta especializada, que en primaria también atienden muy bien a estos pequeños, pero a veces requieren un seguimiento más especial. Luego hay otra consulta en la que, una vez dados de alta, nos gusta volverles a ver, y luego si esos niños requieren alguna cosa especial, también les llevamos nosotros".

 

-¿Cuántos niños nacen prematuros en Salamanca?

-"Ha bajado la natalidad y el último año ha habido 1.800 niños, por lo que se ha reducido respecto a años anteriores. Esperemos que remonte, es mejor que haya mayor natalidad".

 

-¿Tienen alguna técnica innovadora para tratar a estos niños?

-"Si. Se interrumpe su desarrollo dentro del útero donde sus condiciones son las más idóneas, está el líquido amniótico... todo es a través de placenta y cuando nace un niño prematuro requiere unos cuidados muy especiales, primero por el riesgo de pérdida de temperatura, tienen que estar en una incubadora con las condiciones adecuadas, a veces necesitan técnicas de ventilación, intentamos no intubarles y proteger el cerebro de estos niños, la neuroprotección. Para esto último es importante los cuidados en el desarrollo, aquí es fundamental la familia, hay que fomentar la lactancia con el método canguro. También atendemos niños a término con cardiopatía que aunque no hay cirugía cardíaca hay que estabilizarlos y niños con riesgo de encefalopatía hipóxico-isquémica, que pueden nacer con falta de flujo u oxígeno que aquí utilizaríamos hipotermia".

 

Ana Remesal, responsable de la Unidad de Neonatología en el Hospital (Fotos: De la Peña)

 

-¿Es complicado trabajar con estos niños?

-"Depende de la gravedad y lo crítico, los niños prematuros son muy vulnerables a daño neurológico. Hay que fomentar que haya pediatras especializados (que nuestro equipo lo está), las enfermeras deben estar especializadas y deben trabajar en colaboración con los padres para mejorar el desarrollo cerebral de estos pequeños".

 

-¿Cuáles son los factores que desencadenan una prematuridad?

-"Infecciones perinatales, corioamnionitis, que sean gestaciones múltiples, pero hay un porcentaje que no se sabe de donde viene, madres con hipertensión... hay que trabajar conjuntamente con el equipo de obstetras. Es bueno hacer una consulta previa con los neonatólogos".

 

-¿Qué consejo les daría a los papás que se encuentran en este trance?

-"Primero el contacto 'piel con piel con su bebé, tienen que participar en el cuidado, para ellos es muy duro que no se sentirse útiles, por ello, les proponemos llevar a cabo el método canguro que da múltiples ventajas al recién nacido. Que tengan confianza en el equipo de trabajo, que se alegren de los pasos que dan día a día. A la mamá todo lo que sea fomentar la lactancia es muy bueno para el bebé y para ellas".

 

-¿En qué consiste el método canguro?

-"Consiste en colocar al bebé en el pecho desnudo de la madre favoreciendo el contacto piel con piel entre ambos. Ella o el padre pueden practicar con este método el mayor tiempo posible, es primordial para el desarrollo del bebé".

 

-¿Van a mejorar el servicio en el nuevo hospital?

-"Es una ilusión y un reto el tener un nuevo espacio arquitectónico ya que la unidad actual se ha quedado pequeña, la gente piensa que como son niños pequeños necesitan poco espacio y no es así... son niños de alta complejidad con defensas muy bajitas y además hay que integrar a las familias. Queremos hacer ingresos de madre e hijo para que puedan estar juntos pero bueno hay que hacer muchas reuniones de trabajo para comenzar a poner todo en marcha".

 

-¿Cuántas personas conforman el equipo de neonatología en el Clínico?

-"Somos siete neonatólogos y unas seis por turno, unas 28 enfermeras".

 

 

-¿Cuántos niños ingresados hay?

-"Siete niños en la actualidad, no son un gran volumen pero si nos coinciden de alta complejidad, son niños de UVI".

 

-¿El Hospital de Salamanca participa en investigaciones en este ámbito?

-"Si, nuestro equipo participa en la Red internacional iNeo a la que pertenece la red española SEN1500. Además llevamos a cabo investigación sobre la bronquiolitis en prematuros, neuroprotección, etcétera. A nivel experimental en conjunto con la Universidad tenemos una línea de investigación en desarrollo pulmonar ya que mucho de los fracasos de estos niños es que los pulmones son inmaduros y tienen riesgo de displasia, entonces trabajamos con animales de experimentación con factores de crecimiento...".