Cyl dots mini

Así son las medidas económicas del Ayuntamiento de Salamanca para "aliviar la situación de familias y empresas"

Oficina del OAGER en la plaza de la Libertad.

El Consistorio amplía en dos meses el periodo de pago voluntario del IBI, el impuesto de vehículos y el segundo plazo de la tasa por recogida de basuras.

El Ayuntamiento de Salamanca ha adoptado medidas tributarias con el objetivo de "aliviar la situación económica de personas, familias, autónomos y empresas afectadas por las consecuencias de la declaración del estado de alarma por la pandemia del coronavirus".

 

En concreto, según han informado desde el Consistorio, se amplía en dos meses los plazos de pago en periodo voluntario de los recibos correspondientes a diversos tributos municipales, salvo el segundo plazo del IBI, que se amplía un mes para no superar el ejercicio actual. Los nuevos plazos de pago serán del 1 marzo-30 de junio (cargo en cuenta 1 de julio) para el impuesto de vehículos y en el caso del Impuesto Bienes Inmuebles el primer plazo será del 1 abril-31 de julio (cargo en cuenta 1 de agosto) y el segundo plazo del 1 septiembre-30 de noviembre (cargo en cuenta 1 de diciembre).

 

Por su parte, el segundo plazo de la tasa de recogida de Basuras será del 1 julio-31 octubre (cargo en cuenta 2 de noviembre).

 

Además, explican que "los fraccionamientos de pago actualmente en vigor, y los que desde ahora se puedan tramitar, relativos a deudas inferiores a 30.000 euros,  sin garantía, y hasta por un periodo máximo de 12 meses, se concederán sin intereses". Del mismo modo, los aplazamientos de pago a 3 meses ampliarán su plazo hasta los 6 meses, también sin intereses y sin garantías.

 

Respecto de la tasa de las terrazas, se deducirá de su importe la parte proporcional que corresponda al período en que no se haya podido instalar la terraza a consecuencia de la actual situación, y se procederá, en su caso, a la correspondiente devolución de ingresos indebidos.

 

Asimismo, se ampliará el período de cobranza de las liquidaciones pendientes de pago en dos meses y se analizará con el sector hostelero el establecimiento de una reducción sobre la cuota total a pagar por establecimiento.