Asaja sostiene que la mitad de solicitantes de ayudas a la jubilaciĂłn anticipada han sido excluidos

"Se trata de una entrega mĂĄs de los recortes en el capĂ­tulo agrario", seĂąala el sindicato

La organizaciĂłn agraria Asaja de Castilla y LeĂłn ha criticado duramente que la ConsejerĂ­a de Agricultura y GanaderĂ­a haya excluido a la mitad de los solicitantes de las ayudas a la jubilaciĂłn anticipada en la actividad agraria. Se trata, tal y como sostiene Asaja a travĂŠs de un comunicado, de "una entrega mĂĄs" de los recortes del capĂ­tulo agrario del presupuesto regional denunciados ya en noviembre por el sindicato en la manifestaciĂłn de los 'juanbilletes'.

Sin embargo, la OPA apunta que en este caso se cuenta con la circunstancia agravante de que el varapalo afecta al eslabĂłn mĂĄs sensible de la cadena, agricultores y ganaderos de edad avanzada que tienen graves dificultades para seguir adelante y que se habĂ­an agarrado al cese anticipado como a un clavo ardiendo.

SegĂşn aparece publicado en el BoletĂ­n Oficial de Castilla y LeĂłn, en esta convocatoria se han presentado en total 409 solicitudes a las ayudas a la jubilaciĂłn anticipada, de las que han sido denegadas 191, prĂĄcticamente una de cada dos.

Esta exclusiĂłn, advierte Asaja, es "mĂĄs sorprendente aĂşn" si se tiene en cuenta que en los Ăşltimos aĂąos se aprobaron todos los expedientes presentados (470 en 2010 y 589 en 2009), una dinĂĄmica positiva que este aĂąo 2011 se ve truncada.

Por lo que apunta la resoluciĂłn publicada hoy en el boletĂ­n, el criterio que ha aplicado la administraciĂłn para recortar presupuesto ha sido excluir a todos los peticionarios con puntuaciones por debajo de 4,30, lo que automĂĄticamente excluye a los menores de 62 aĂąos, excepto los que tengan ovino o los que vinculan su cese a la incorporaciĂłn de un joven, algo que si bien es lo deseable para asegurar la continuidad de la actividad en el campo, hay casos en los que resulta imposible.