ASAJA Salamanca avecina protestas y concentraciones ante la inclusión del lobo en el LESPRE
Cyl dots mini

ASAJA Salamanca avecina protestas y concentraciones ante la inclusión del lobo en el LESPRE

Lobo.

La organización agraria ASAJA de Salamanca denuncia de nuevo que las decisiones se hayan tomado en los sillones de un despacho y no hayan pisado el campo para escuchar a los ganaderos. 

ASAJA Salamanca lamenta que la decisión casi unilateral del Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico sobre la inclusión del lobo en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial (Lespre) y del Catálogo Español de Especies Amenazadas (CEEA) sea irreversible. A partir de este miércoles, 22 de septiembre, se da un nuevo puntapié al campo y, concretamente, a la ganadería de este país. Y se prevé que una de las más afectadas sea la ganadería salmantina con mayor número de reses de toda España, ya que los lobos no arrollan tan sólo rebaños de ovejas, sino que también el vacuno se ve sobrepasado por estos ataques.

 

La organización agraria ASAJA de Salamanca denuncia de nuevo que las decisiones se hayan tomado en los sillones de un despacho y no hayan pisado el campo para escuchar a los ganaderos, y además hayan desoído la negativa de las cuatro administraciones regionales en cuyas comunidades sí existe el problema del lobo: Castilla y León, Asturias, Galicia y Cantabria.

 

Según voces de ASAJA, “el problema no es el lobo para la convivencia con los ganaderos, que se remonta a tiempos inmemoriales; el problema está en los sillones de algunos despachos sobre la gestión de dicha convivencia”. Al blindarse al lobo al norte del Duero, el sur sufrirá las consecuencias con la proliferación de la especie que encuentra, siempre, en Salamanca y Ávila su despensa particular y con más desazón en la provincia charra mediante el sistema de explotaciones ‘al aire libre’ o en extensivo, donde el cánido ataca a sus anchas.

 

Con todas las trabas que encuentra el sector ganadero y agrario, ésta se suma a una decepción más que explica el escaso relevo intergeneracional, ya que los jóvenes no ven estímulos suficientes para perpetuar la profesión, con la consiguiente despoblación en el medio rural.

 

ASAJA Salamanca tomará medidas en forma de protestas y concentraciones que se vaticinan para las próximas semanas y pide al Gobierno central que proteja a otros animales como a las vacas o las ovejas, no sólo al lobo, ya que son el sustento de numerosas familias y, cómo no, de la profesión ganadera a la que pretenden abocar a la extinción.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: