Aquimisa se queda solo a un paso del sueño

Austin Simon (Foto: I. C.)

El conjunto salmantino se impuso en un partido vital para sus aspiraciones en Ferrol y se aprovecha de la victoria de Eras en Zamora.

FICHA DEL PARTIDO

 

55 LA SIDRERÍA FERROL (20+12+14+9): Kane 4, Bermejo 3, Cortés 6, Sow 2, García 22 –cinco inicial- Aller 0, Uso 3, Esnaola 10, González 3, Deguara 2.

 

64 AQUIMISA LABORATORIOS (12+24+15+13): Kevin Navarro 11, Alberto Alonso 10, Diadia Mbaye 4, Sam Johnson 11, Austin Simon 20  –cinco inicial- César Yáñez 0, Pedro de la Calle 4, Toño Rodríguez 2, Dudu Dieye 2.

 

ÁRBITROS: Iglesias y García. Eliminaron a Mbaye por Aquimisa.

 

INCIDENCIAS: Partido disputado en A Malata

Doble victoria la de Aquimisa en la noche del sábado al sumar un triunfo vital en Ferrol y aprovechar la derrota de su gran rival, Grupo INEC Zamora ante Agustinos Eras de León.

 

El choque de los salmantinos fue complicado desde el inicio, ya que los charros comenzaron desacertados y los gallegos se fueron de 10 con tres triples. Ferrol, que se jugaba la vida en este choque también, ya que ocupan la penúltima posición en la tabla, han ganado pocos partidos pero han competido siempre muy bien gracias a la altura de sus postes (cuentan con un 2.08 y un 2.23), además del exAquimisa, Miguel García, que les hizo daño de 3.

 

Aquimisa, ya en el segundo cuarto, cambió a defensa zonal y recuperaron un poco el juego para ir ya todo el encuentro por delante. Los ferrolanos se pusieron en zona para contrarrestar el ataque charro, pero los jugadores de Óscar Núñez la trabajaron bien. Sin embargo, llevar dos derrotas en poco tiempo se ha notado entre los salmantinos, a los que les ha faltado confianza en algunos momentos, aunque terminaron moviendo bien el balón y trabajando bien para seguir por delante a pesar de estar algo atenazados en ataque. Recuperar sensaciones en defensa era uno de los objetivos de Núñez para Aquimisa, y el hecho de dejar a su rival en 55 puntos le ha dado la razón.

 

“Con la victoria de Eras en Zamora estamos encantados, para qué decir lo contrario”, resalta Óscar Núñez sobre el otro partido de la jornada. “La situación es muy favorable para nosotros, que tenemos nuestra particular final de Liga de Campeones el sábado contra Grupo INEC Zamora”, reconoce el técnico salmantino. Si Aquimisa Laboratorios vence a Zamora, matemáticamente estarían clasificados para la fase. “Perder de menos de 7 nos obligaría a ganar los dos partidos y depender de nosotros mismos”, recuerda Núñez.

 

Tenemos la máxima ilusión para llenar Würzburg con basket masculino. Hace tiempo que no sucede nada igual en Salamanca y puede ser algo muy bonito que un equipo salmantino solo ha conseguido una vez en la historia: en 2002 con la Final a Diez de La Laguna”, recuerda.

 

“El partido de hoy era el que había que ganar; el del próximo sábado hay que disfrutarlo”, subraya.