Álvaro de Arriba rompe el crono y pone rumbo al Mundial

El atleta Álvaro de Arriba hace una mínima estratosférica en la pista Carlos Gil Pérez, se pone segundo del ranking mundial, amenaza récord de España y confirma su candidatura a la élite más absoluta.

Álvaro de Arriba ha hecho este sábado una de esas marcas que ni él mismo va a poder olvidar en mucho tiempo. De hecho, una de las primeras cosas que ha hecho ha sido pedir el vídeo de una carrera casi perfecta y a la que sólo le falta lo que ya augura, unos resultados del primer nivel mundial en campeonatos internacionales. Será lo próximo que llegue si nada se tuerce.

 

En cifras, De Arriba ha parado el crono en 1.45.43, de entrada es mínima para el Mundial más que se sobra (se pedía 1.46.50) pero es que además es la segunda marca mundial del año de 800 en pista cubierta y se queda a las puertas de un nuevo récord de España; sólo Antonio Reina y sus 1.45:25 están todavía fuera del alcance del salmantino. Pero lo mejor es que confirma su candidatura a la final del Mundial indoor que se celebra dentro de unas semanas. Pocos atletas el mundo van a poder acreditar el registro que ha marcado en la pista Carlos Gil Pérez de Salamanca.

 

La carrera ha confirmado la excepcional alianza entre De Arriba y un amigo y gran atleta, Manuel Olmedo. El sevillano ha encontrado en Salamanca y en Álvaro el complemento y el ánimo para volver a lo que era antes de la durísima lesión que le ha tenido apartado durante meses. De arriba y Olmedo han entrenado en varias ocasiones ya juntos y se conocen tanto los ritmos como la calidad, por eso, y como reconocía el propio atleta salmantino más de la mitad de este marcón de hoy le pertenecen a Olmedo que ha sido la "liebre" perfecta para un registro de "ensueño".

 

Ambos han salido escopetados en su serie del campeonato provincial. Olmedo le ha marcado el ritmo hasta los 550 metros como si de un entrenamiento de alto nivel se tratara y a partir de ahí, De Arriba ha volado solo. En su gesto no ha habido crispación ni estrés, ni siquiera en la recta final, sino un ritmo brutal que le ha catapultado hacia una marca difícil de ver y que solo él puede repetir en el futuro. Lo puede hacer, porque margen tiene tal y como se ha podido comprobar. Con la mínima en el bolsillo, y el billete para Birminghan casi seguro, ahora restan el meeting de Madrid, el Campeonato de España y el Mundial donde, sin duda, va a ser uno de los atletas con más ojos sobre sus evoluciones.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: