Álvaro de Arriba irá a por la mínima del Mundial este viernes en un 800 'de campanillas'

Álvaro de Arriba, en una carrera esta temporada.

El salmantino Álvaro de Arriba se medirá con los mejores especialistas este viernes en el mitin de Madrid en un 800 auspiciado por la federación para buscar marcas.

Álvaro de Arriba está dispuesto a sacarse por la vía rápida la espinita de su segundo puesto en el 800 del Campeonato de España promesa. Y lo va a intentar por todo lo alto en la reunión internacional de atletismo Villa de Madrid que se disputa este próximo viernes, día 26 de febrero, en la nueva pista de Gallur donde tiene previsto intentar la mínima. El mediofondista salmantino es uno de los inscritos en el 800 que ha auspiciado la Real Federación Española de Atletismo dentro del programa de la reunión madrileña.

 

El objetivo es reunir a los mejores especialistas de la prueba, de hecho, la inscripción está limitada a las diez mejores marcas hechas desde noviembre de 2014 hasta ahora. Está prevista la participación no sólo del salmantino, segundo del ránking nacional este invierno (y noveno del mundo), sino también de su gran rival Kevin López, que ya tiene la mínima para el Mundial. Y hacer la marca que da el billete directo para Portland es el objetivo.

 

"Voy a correr el mitin de Madrid para estar por debajo de la mínima y poder ratificar mi buen estado de forma", asegura De Arriba, que se preparará esta semana pensando en la cita del próximo viernes. A su temporada sólo le queda, además de Madrid, el campeonato de España absoluto del primer fin de semana de marzo "y espero que también el Mundial", asegura el mediofondista.

 

Hoy por hoy, no lo tiene mal. Se clasifican quienes hayan conseguido la mínima, que es de 1.46:50 y que rozó en Valencia. Sin embargo, la marca es bastante exigente y lo normal es que no pase de la decena los atletas de todo el mundo que logren acreditarla; la federación internacional tiene previsto repescar atletas hasta completar la inscripción, y también hay que tener en cuenta posible renuncias. No obstante, sólo van dos atletas por país y que hay que demostrar un buen estado de forma en el Campeonato de España, donde se clasifica automático el campeón si tiene la mínima.