Álvaro de Arriba inicia en Sierra Nevada el camino hacia la élite mundial

Álvaro de Arriba, en su anterior concentración en el CAR de Sierra Nevada.

Álvaro de Arriba se concentra desde este lunes en el CAR de Sierra Nevada para entrenar durante cinco semanas. Busca el beneficio de la preparación en altura que tan buenos resultados le dio en la temporada invernal.

Álvaro de Arriba inicia hoy en Sierra Nevada el camino hacia la final del Mundial de Londres. Ese es el motivo por el que repite el plan que le llevó a la medalla de bronce del Europeo de pista cubierta este invierno, un plan mejorado y ampliado para lograr el objetivo que se ha marcado para este verano. La confirmación entre los mejores del 800 bien vale las cinco semanas que va a estar en régimen de entrenamiento y descanso.

 

El atleta salmantino viaja este lunes hacia Granada para 'enclaustrarse' en el Centro de Alto Rendimiento de Sierra Nevada. La elección se explica por los beneficios del entrenamiento natural en altura, algo en tiempos muy buscado, pero a lo que pocos atletas habían recurrido en los últimos años. De Arriba confesaba el pasado invierno que, tras los resultados cosechados por los atletas que allí estuvieron, esperaba que volviera a ponerse de moda.

 

Esta vez, De Arriba tiene previsto prolongar su estancia. Será algo más de un mes, hasta cinco semanas, en los que se dedicará en cuerpo y alma a la preparación en un régimen entre ascético y monacal. El salmantino lleva trazado un completo plan de entrenamientos que le llevará casi hasta la tercera semana de mayo, cuando puede hacer su vuelta a la competición; para entonces está programada la primera de las jornadas del Campeonato de España de clubes de División de Honor en el que compite con el FC Barcelona, aunque el salmantino no tomará parte más que en la final del campeonato de clubes. Según su planificación, su primera competición al aire libre será ya en el mes de junio.