Adiós al tren nocturno Madrid-Lisboa: Salamanca sin conexión con Portugal y 20 puestos de trabajo menos

El tren rápido Salamanca-Madrid, a su paso por el viaducto sobre el túnel de la televisión.

La supresión del tren hotel por ser deficitario reduce un poco más las conexiones ferroviarias de Salamanca, supone pérdida de empleo y no concuerda con la inversión en la electrificación.

La supresión del tren nocturno Lusitania, que actualmente hace el trayecto Madrid-Lisboa pasando por Salamanca y su provincia, va a dejar las conexiones ferroviarias salmantinas con una oferta menos y tendrá efectos en el empleo.

 

Según el representante sindical de SEMAF, la decisión de Renfe, anunciada por TRIBUNA hace unos días, dejaría a la ciudad de Salamanca sin conexiones ferroviarias internacionales con Portugal y Francia. Además, una veintena de trabajadores dependen de este servicio en Salamanca, sin contar con el personal auxiliar de a bordo, limpieza, mecánicos...

 

Según el sindicato, "Renfe, como el resto de empresas españolas, está atravesando una crisis de liquidez y entiendo que esta noticia se publica a modo de globo sonda para calibrar su impacto midiendo la reacción de los agentes sociales". Desde la delegación sindical entienden que la millonaria inversión que se está realizando con la electrificación de la línea Salamanca – Vilar Formoso es motivo para mantener este servicio y hace incomprensible su supresión. El sindicato pide ayudar "para evitar que una ciudad como Salamanca se quede sin un servicio que existe desde 1887 y que en los últimos años ha pendido de un hilo".

 

El tren nocturno que une Salamanca con Lisboa y Madrid podría desaparecer y no volvería a circular una vez se reanude el tráfico ferroviario tras el estado de alarma. Esto supondría el final, al menos por ahora, el histórico tren Lusitania, que une las tres ciudades y que es el único trayecto internacional de los trenes hotel de Renfe.

 

Renfe no tiene previsto que este tren vuelva a circular una vez se terminen las restricciones del estado de alarma, que ha reducido a casi el 90% los servicios ferroviarios. Este servicio es muy deficitario y la compañía ferroviaria tiene previsto recuperar la actividad con aquellos trenes y conexiones más rentables, aunque en un futuro podrian recuperarse los trenes nocturnos. En la misma situación están los otros servicios nocturnos todavía operativos antes de la crisis del coronavirus. En el caso de Salamanca, la conexiones con Madrid han quedado reducidas a dos trenes de media distancia y un alta velocidad, comercializado con billetes Avant y Alvia, aunque se trata del mismo tren.

Noticias relacionadas