Accidentes por alcohol y drogas en Salamanca: los tramos más peligrosos y los sospechosos habituales

Un estudio traza el mapa de los lugares más peligrosos por alcohol y drogas en las carreteras españolas. En Salamanca se concentran en la capital y en la A-66, con algunos lugares habituales de la siniestralidad.

De las 23.000 multas que se pusieron durante 2019, la conducción bajo los efectos del alcohol y las drogas terminó en 841 propuestas de sanción, muchas menos que las infracciones por ir sin cinturón de seguridad o usando el móvil, pero todavía una parte importante. Pero, ¿cuáles son las carreteras donde más siniestros de este tipo se producen? La pregunta ya tiene respuesta gracias a un estudio financiado por la DGT y elaborado por el centro de investigación Crímina de la Universidad Miguel Hernández de Elche. Y el resultado en Salamanca es un mapa con los tramos más peligrosos y algunos 'sospechosos habituales'.

 

El diario 'El País' ha publicado los resultados de este estudio y el mapa de las localizaciones más peligrosas, aquellas en las que existe un alto riesgo de accidente en el que alcohol o drogas sean los causantes. Salamanca cuenta con un ramillete de lugares donde existe un alto riesgo de sufrir o verse involucrado en un accidente por ir bebido o drogado sean un factor determinante.

 

En concreto, el estudio se ha hecho a partir de la evaluación de los datos de siniestralidad de 2018 de más de 3.000 tramos de carretera. Se clasifican en tres categorías, aunque el mapa refleja los de riesgo alto y medio, los más peligrosos, de los que hay 785. En Salamanca hay localizados una veintena.

 

 

En el caso de las carreteras de la provincia, todos los puntos rojos salvo uno están en el municipio de Salamanca y su alfoz; además, hay que contar con el tramo de la DSA-136 que da acceso a la A-66 a la altura de Campillo de Salvatierra. Precisamente esta autovía concentra la mayor parte de tramos peligrosos entre los que hay viejos conocidos. La autovía tiene cinco tramos entre riesgo alto y medio.

 

De los pintados en rojo como de peligro alto, destacan dos tramos de la A-66 que hacen la circunvalación hacia Buenos Aires; y el largo tramo a la altura de Aldeaseca de La Armuña. En el entorno de la capital está entre los más peligrosos el tramo de la incorporación por la N-620 desde el polígono de Los Villares a la autovía de Castilla. La rotonda de la SA-605 antes de Prado Panaderos; la rotonda de la N-620 donde se desvía hacia Florida de Liébana; o la SA-804 a la altura de San Morales.

 

También tiene tramos de riesgo medio la carretera de Tamames (dos), la de Vitigudino, la de Ledesma; la DSA-512 en Zamayón, la carretera de Aldealengua; la SA-205 entre Linares y San Miguel de Valero; o la N-501 y la SA-105 llegando a Peñaranda de Bracamonte son algunos de los puntos y tramos en amarillo por riesgo medio.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: