3.000 euros de multa a los extranjeros borrachos que escalaron la Plaza Mayor para tocar las campanas
Cyl dots mini

3.000 euros de multa a los extranjeros borrachos que escalaron la Plaza Mayor para tocar las campanas

Fachada de la Plaza Mayor de Salamanca con las campanas que quisieron tocar los dos detenidos

Los dos jóvenes, sorprendidos la madrugada del 10 de mayo, fueron denunciados por los destrozos en las cubiertas.

Los dos jóvenes extranjeros que subieron a lo alto de la Plaza Mayor para tocar las campanas de la espadaña han aceptado una multa de 3.000 euros por su fechoría. El asunto se ha resuelto en un juicio rápido tras poner el Ayuntamiento de Salamanca los hechos en conocimiento de la Fiscalía por un posible delito de atentado contra el patrimonio, ya que en su paseo causaron daños a las delicadas cubiertas de la plaza.

 

Los hechos se remontan a la madrugada del viernes día 10 de mayo. La Policía Local de Salamanca sorprendía a dos jóvenes extranjeros en estado de embriaguez que llegaron hasta la espadaña de la Plaza Mayor, a la que accedieron desde una buhardilla y andando por los tejados del ágora, y tocaron las campanas.

 

Una patrulla de la Policía Local en servicio de vigilancia advirtió la presencia de los dos intrusos y accedió a la espadaña de la Casa Consistorial, a la que habían llegado ambos desde la buhardilla, situada en el número 24, en el lado sur de la Plaza, tras un recorrido por los tejados en los que, en una primera inspección ocular, se detectaron numerosos daños.

 

En ese momento, los dos jóvenes se encontraban en estado de embriaguez,llegaron a hacerse fotografías desde las alturas e, incluso, tocaron las campanas de la Plaza Mayor, ha informado el Consistorio.

 

Los presuntos autores son un francés y una estadounidense, M.G, de 25 años, y A.R.A, de 19 años, respectivamente, a quienes se identificó y denunció en el lugar de los hechos, a las 2.45 horas, además de abrir investigación al inquilino de la vivienda desde la que accedieron, A T.G, de 26 años.

 

La Policía Local de Salamanca decidió emitir las diligencias correspondientes, así como toda la documentación recopilada, las imágenes y fotografías y los informes técnicos y policiales complementarios, al magistrado juez del Juzgado de guardia, así como al Ministerio Fiscal y a la Policía Nacional. Será el Fiscal quien decida si imputa algún delito a los autores de la gamberrada, y si se les juzga por la vía penal se podrían enfrentarse a penas de cárcel.

 

Las penas previstas podían haber sido de seis meses a tres años de cárcel, además de multa, y pueden contemplar la restitución del bien dañado. Pero si el juez considera que concurre una especial gravedad del daño causado, las penas pueden ser de prisión de tres años y un día a cuatro años y seis meses y multa de veinticuatro meses y un día a treinta y seis meses, además de restauración del bien dañado a cargo del autor del daño.

Noticias relacionadas