12.000 empleados de Ayuntamiento y Junta recuperan otra parte de la extra de 2012 en la nómina de noviembre

Ayuntamiento y Junta ultiman los trámites para abonar una parte de la extra arrebatada en 2012 a sus 12.000 empleados; lo harán en la nómina más inmediata, la de noviembre, que se cobra a partir del viernes. Recibirán una media de entre 300 y 600 euros.

Los trabajadores del sector público que trabajan en el Ayuntamiento de Salamanca y en los servicios provinciales de la Junta de Castilla y León cobrarán de manera casi inmediata otra parte de la extra que se les arrebató en 2012 con la crisis y que sus respectivas administraciones se comprometieron a recuperar con los sindicatos. De esta manera, los 12.000 empleados que tienen entre el ayuntamiento de la capital y la administración regional en Salamanca verán sumada en su próxima nómina, la del mes de noviembre, una cantidad que oscila entre los 300 y los 600 euros según los casos. El pago puede llegar esta misma semana porque la administración suele pagar la nómina a final de mes.

 

Fuentes sindicales han confirmado a TRIBUNA que ambas administraciones lo tienen previsto y están llevando a cabo los procesos necesarios para hacerlo realidad. En principio, el pago se hará efectivo por medio de una variación en la nómina de noviembre por varios motivos. En el caso del Ayuntamiento, porque ese es el compromiso alcanzado con los sindicatos; y en el de la Junta, para no acumular otro concepto a la nómina ordinaria y la extra de diciembreSegún las fuentes consultadas, las cantidades van a oscilar entre los 300 y los 600 euros como máximo, ya que los porcentajes que se devuelven son diferentes.

 

 

AYUNTAMIENTO Y JUNTA

 

En el caso del Ayuntamiento de Salamanca, el compromiso es abonar con la nómina de noviembre un 25-26% de la extra de 2012 devengada y no pagada; esto sumaría un 50% porque ya se pagó una cuarta parte. El 50% restante se abonaría antes de marzo de 2016. Eso supondrá unos 300 euros de media para los aproximadamente 980 empleados que tiene ahora el Ayuntamiento. Precisamente hoy, el acuerdo llegará a comisión informativa.

 

En cuanto a la Junta de Castilla y León, se abonará un 50% que se sumará al 26% que ya se devolvió hace unos meses. Los ingresos estarán entre los 400 y los 600 euros de media, según las categorías salariales de la gran mayoría de los empleados públicos de la administración regional. En total, en Castilla y León la Junta gastará unos 30 millones de euros para devolver este 50% de la extra a sus 80.000 empleados.

 

 

EMPLEADOS Y EXEMPLEADOS

 

La medida no solo afecta a los empleados que actualmente tienen estas dos administraciones, sino a los que tenían cuando se tomó la decisión de quitar la extra, en 2012. Los que estaban en nómina tienen derecho también a estas percepciones, aunque no está claro si tienen que reclamar el pago ya que, en principio, se hará el pago en las nóminas actualmente vigentes.

 

También habrá que tener en cuenta que las retenciones que se aplicaban en 2012 y las que rigen ahora son diferentes, porque lo que se paga son cantidades devengadas y no pagadas entonces. Y también ha habido algunos cambios en la normativa de pagos de la administración.

Noticias relacionadas