Silueta raul garcia diaz original

Para profesionales

Raúl García Díaz
Reflexiones y consejos para verdaderos profesionales, independientemente del puesto y del sector en el que trabajen.

El mayor error que cometemos sobre las vacaciones

Vacaciones detail

El término estrés proviene de la física: la fuerza que se aplica a un objeto que puede deformarlo o romperlo.

Uno de los símiles más habitualmente utilizados para explicar el estrés psicológico es el de un muelle sometido a diferentes fuerzas. El ser humano sería el muelle, la fuerza sería el estrés. Cuando se aplica poca fuerza a un muelle, este se deforma, pero cuando se deja de aplicar vuelve a su forma anterior. Cuando se aplica mucha fuerza o mucho estrés, el muelle se deforma más y no vuelve a su forma original, sino que queda deformado cuando ya no se aplica la fuerza. En algunos casos incluso llega a romperse.

 

En nuestros trabajos sufrimos estrés. Es decir, demandas y presiones que nos generan cansancio, agotamiento y que en ocasiones nos rompen (no literalmente). El mayor error que cometemos sobre las vacaciones es pensar que son la solución al cansancio acumulado.

 

Pensamos erróneamente que las vacaciones de verano nos van a recuperar del cansancio de todo el año. Y expresiones como «tener las pilas gastadas» y estar «al límite» suelen escucharse frecuentemente a las personas que les queda pocos días para coger las vacaciones. Pero paradójicamente en ocasiones volvemos de las vacaciones más cansados de lo que nos fuimos. Pensamos erróneamente que las vacaciones o los días de fiesta de las Navidades nos van a recuperar del estrés del trabajo de finales de año. Pero en muchas ocasiones terminamos las Navidades más cansados de lo que las empezamos. Lo mismo podríamos decir de los días de fiesta de la Semana Santa.

 

Pero también nos ocurre lo mismo con los fines de semana. El lunes estamos esperando a que llegue rápidamente el miércoles, porque así sólo quedarán dos días para el sábado. Somos como un muelle que después de estirarse hasta el límite durante cinco días seguidos trabajando a destajo más de 9 horas al día, piensa que va a volver a su forma anterior, todo recogidito y apretadito, con un fin de semana (en el que además deberá atender otras responsabilidades familiares y personales).

 

Nada, que no aprendemos. No aprendemos que el descanso es vital para poder ser productivos y mantener el nivel de desempeño que nos exigimos como profesionales. Y el descanso no debe limitarse a los periodos vacacionales de verano, ni a los días de fiesta durante el año, ni siquiera a los fines de semana. Deberíamos descansar todos los días. Porque el día que no descansamos somos un muelle que después de ser estirado no vuelve a su estado original por unos pocos milímetros. Y sí, es cierto, unos pocos milímetros un día no son importantes. ¿Quién no recupera unos milímetros en un fin de semana? ¿O unos centímetros en unas vacaciones? Pero si vamos sumando esos pocos milímetros de los días que no nos recuperamos, probablemente lleguemos a deformaciones de metros al cabo de un año. Y eso no se recupera ni con unas vacaciones de un mes.

 

Deberíamos dedicar el tiempo necesario a descansar todos los días que trabajamos. Deberíamos dedicar el tiempo necesario a hacer un pequeño descanso a media mañana, después de un inicio de jornada altamente productivo. Deberíamos dedicar el tiempo necesario a comer sin prisas, sentados y mucho mejor si es con una agradable conversación. Deberíamos dedicar el tiempo necesario a desconectar después de salir del trabajo, a relajarnos, a hacer un poco de ejercicio físico o dejarnos absorber unos minutos por nuestro hobby favorito. Deberíamos dedicar el tiempo necesario a dormir a pierna suelta, llegando a la cama cansados físicamente pero no mentalmente gracias a los diferentes descansos que hemos tenido durante el día. Y así levantarnos al día siguiente frescos como una lechuga para encarar otra jornada de trabajo productiva.

 

El mayor error que cometemos sobre las vacaciones es pensar que son la solución al cansancio acumulado durante el año. Y la solución es conseguir descansar cada día.

 

Gracias por leer.

 

Raúl García Díaz es director de la consultora de recursos humanos Entrepersonas

www.entrepersonas.com

Comentarios

Raúl García 24/08/2018 09:43 #2
Gracias Gustavo por tus emoticonos!! 😊
Gustavo 27/07/2018 20:07 #1
👏👏👏!!!

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: