Silueta original

El callejón de Hamel

Fernán Labajo

¡Manos arriba!

Golmorata detail

El simple hecho de hacer una noticia sobre el levantamiento de mano de Cristiano ya me parece del todo absurdo. 

Hace unos años, durante un campeonato de naciones de fútbol, me puse a leer un periódico deportivo para enterarme de la última hora de la Selección Española. Sin embargo, una de las noticias de portada era la siguiente: “Cristiano empieza vago la Eurocopa”. Lejos de pasar de largo como una barrilla en un desierto del oeste americano, decidí clicar para ver si, ésta vez sí, me sorprendía con algo interesante. Me equivoqué. Simplemente contaban la astucia del futbolista portugués a la hora de saltar una valla para no tener que dar la vuelta a un campo para volver a su hotel.

 

Aquel día pensé que lo había visto todo y que nunca vería una noticia tan absurda. Sin embargo, lo absurdo fue pensar semejante estupidez. Un tiempo después vi un titular, con una noticia desarrollada incluida, que rezaba: “Cristiano consigue un gol increíble: un penalti de rabona”. Al principio pensé que me había perdido algún partido, o que había sucedido en un entrenamiento. Pero no. Había sucedido en el videojuego Pro Evolution Soccer.

 

Tras estas dos anécdotas, no es de extrañar que la noticia más destacada el otro día en los diarios deportivos no fuera la victoria del Madrid ante el Athletic, sino que Cristiano Ronaldo levantó “extrañamente” la mano en el gol decisivo de Morata. “¿Qué pide Cristiano?”, se preguntaban las portadas de los diarios y páginas deportivas.

 

Dejando de lado la estúpida idea de que Cristiano protesta por un gol que ha metido un compañero suyo de manera legal, como han dejado caer casi todos, el simple hecho de hacer una noticia sobre el asunto ya es del todo surrealista. Es algo entendible que analicemos sus gestos cuando marca, cuando no marca, cuando pasa y cuando no pasa. Pero, ¿es necesario una noticia y media hora de debate por una situación tan absurda?

 

La prensa deportiva me asusta. Es posible que esto termine reventando de tal forma que, más tarde que pronto lamentable, volvamos al principio, a una versión beta de los diarios que hablan de fútbol. Pero antes, lo más seguro es que se hagan eco de la impresionante carrera de mi jugador de la modalidad ‘Ser Leyenda’ del Pro Evolution Soccer. 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: