El buen tiempo hace que se batan las mejores expectativas de Villalar 2015