Mandela, ingresado con una infección pulmonar