Vecinos y comerciantes de Comuneros deciden concentrarse contra el parking

Los afectados más directos se organizan para hacer visible su rechazo al proyecto de Fernández Mañueco. Se movilizarán recogiendo firmas que entregará en el Ayuntamiento y ultiman una avalancha de alegaciones al plan de viabilidad.

Vecinos y comerciantes del tramo de la avenida de Comuneros donde el Ayuntamiento pretende construir un parking han decidido empezar a hacer visible su rechazo. Y tras la ronda de reuniones con Ayuntamiento, PSOE y alcalde, han tomado la decisión de movilizarse. Para eso, se concentrarán los jueves, desde la próxima semana, en un punto de la avenida para significar su 'no' al parking subterráneo. Y no será la única acción.

 

La decisión se ha tomado esta noche del viernes en una reunión auspiciada por FEVESA en el centro cultural Miraltormes. Un nutrido grupo de unos 60 afectados, donde no faltaba ninguno de los comerciantes y vecinos que han sido habituales en las reuniones anteriores con partidos políticos y en la ronda de contactos con el alcalde de Salamanca, han acordado empezar a concentrarse como muestra de rechazo al proyecto. La decisión se ha tomado de manera unánime y se respaldará con otras acciones para evidenciar el rechazo mayoritario de empresarios y vecinos del tramo donde se construiría el subterráneo.

 

Tras las anteriores reuniones, la mayoría de afectados acudió a la convocatoria lanzada por FEVESA, que ha decidido ponerse del lado de los 'comuneros' tras comprobar que la postura mayoritaria es de 'no' al parking. El presidente de la asociación vecinal, José María Collados, ha dejado claro que respaldarán la decisión de los vecinos una vez que han comprobado que el rechazo es la postura común. Este es el mensaje claro que quieren mandar, pero no el único. De entrada, es lo que tendrá que oir el Ayuntamiento todos los jueves a partir del día 27 de febrero, cuando vecinos y comerciantes se concentren por primera vez.

 

Hay otras acciones previstas, como una recogida masiva de firmas por todas las viviendas y comercios, que ya se estaba realizando en parte y que ahora se ha organizado conjuntamente con el objetivo de depositarlas en el registro del Ayuntamiento. Acciones que próximamente organizará una plataforma que ya ha escogido representantes. A todo ello se sumarán las alegaciones legales al estudio de viabilidad, que está actualmente en período de exposición pública; los comerciantes se han organizado para elaborar unos modelos con los argumentos fundamentales en contra del proyecto y colaborarán para que los vecinos también las respalden. El objetivo es entregar una avalancha de alegaciones para que sean tenidas en cuenta en el proceso de consultas sobre el proyecto.