Una vocal se pone de parto en el momento de la constitución de la mesa electoral en Valencia

El delegado del Gobierno en la Comunitat, Juan Carlos Moragues

La vocal de una mesa electoral se ha puesto de parto en el momento de la constitución de la mesa en el Colegio Nuestra Señora de los Desamparados de Valencia, por lo que ha tenido que ser trasladada por una ambulancia al Hospital Clínico para dar a luz.

Así lo ha indicado este domingo el Delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Juan Carlos Moragues, quien ha informado en rueda de prensa de las "mínimas" incidencias registradas durante la mañana en la apertura de los colegios electorales.

La más "curiosa" ha sido la de una vocal del Colegio Nuestra Señora de los Desamparados, en Valencia, que se ha puesto de parto en el momento de la constitución de la mesa y ha sido trasladada al Hospital Clínico para dar a luz.

También en esta ciudad, un presidente de mesa que falleció hace dos días ha tenido que ser sustituido por el suplente, una opositora que en un principio ha mostrado "su negativa" a ocupar el puesto porque tenía que estudiar, aunque finalmente ha asumido el cargo de presidenta.

VOCALES AUSENTES

En otro colegio electoral, el vocal titular no se ha presentado y sus hijos han acudido para manifestar que su padre está detenido en Gaza. Ante esta circunstancia, que está en manos de la Junta Electoral, el suplente ha ocupado el puesto de vocal.

Asimismo, Moragues ha informado de "pocos casos" en los que vocales de mesa no han acudido al colegio electoral y de otros que han tenido que ser sustituidos por sus suplentes al entenderse que "no estaban capacitados" para ejercer sus funciones.

Además, en dos colegios de Valencia (Amistat y Parque de Ayora) y en Torrent, tres personas disponen del servicio de intérprete de signos, según ha señalado Moragues.

PROPAGANDA ELECTORAL Y RETRASOS

Durante la mañana también se ha encontrado propaganda electoral en el entorno y el interior de algunos colegios electorales de la Comunitat, que ha sido retirada por los efectivos de seguridad.