Una nueva modificación del PGOU y compensaciones, solución al lío del Ayuntamiento con El Corte Inglés

TRIBUNA

Los tres grupos de la oposición acuerdan una postura común y considera indiscutible lograr compensaciones por parte del centro comercial para alcanzar una solución. Esperan concretarlas con el equipo de Gobierno.

Los grupos de la oposición han consensuado una posición común de cara a la junta de portavoces que se celebra este lunes y en la que el alcalde ha pedido negociar una solución al problema creado por su equipo de Gobierno y por anteriores equipos del PP en el Ayuntamiento de Salamanca. La anulación definitiva de todas las licencias que sustentan la construcción del edificio de El Corte Inglés en la ciudad ha obligado a Fernández Mañueco a pedir la colaboración de los grupos de la oposición.

 

Sin embargo, PSOE, Ciudadanos y Ganemos no quieren saber nada con las soluciones dadas por el actual equipo de Gobierno. Aunque el convenio en el que se basan las licencias concedidas al centro comercial para su instalación en 2009 son obra de una corporación anterior, la actual también ha hecho sus intentos y mantiene vínculos con la que pergeñó el fallido convenio. Sin ir más lejos, en 2004 se intentó una modificación puntual del PGOU que fue anulada; fue dirigida por el mismo concejal que participó en las orginales, Fernando Rodríguez.

 

Ahora, la oposición en bloque considera que la solución pasa por una nueva modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana, que debe ser el instrumento urbanístico para recuperar la legalidad; y por compensaciones a la ciudad por parte del centro comercial para equilibrar lo que consiguió, una edificación de 30.000 metros, con lo que concedió en su día, un campo de fútbol, terrenos en Tejares, el centro Julián Sánchez El Charro y la gran plaza tras su sede, fundamentalmente.

 

Los tres partidos no han alcanzado, eso sí, un acuerdo sobre qué tipo de compensaciones se deben exigir y esperan que eso sea precisamente lo que se negocie en la junta de portavoces.