Una 'gracia' muy cara: 1.000 euros por subirse a una señal de tráfico en Salamanca

Imagen de la zona cercana al lugar de los hechos

El suceso tuvo lugar el pasado 26 de febrero a las 05.25 horas en la calle Corrhuela, esquina calle Bermejeros de Salamanca.

Subirse a una señal de tráfico y provocar daños en la misma tiene 'premio'. Y eso bien lo sabe un joven gallego (Ourense) A. D. L., que ha sido multado con 1.000 euros por perpetrar esta infracción en la capital salmantina.

 

El suceso tuvo lugar el pasado 26 de febrero a las 05.25 horas, en una zona de ocio noctuno de Salamanca; en concreto, en la confluencia de las calles Correhuela y Bermejeros.

 

El joven cometió una "infracción entendida como realizar cualquier forma de rotura, vertido, desplazamiento o cualquier otra actividad o manipulación que degrade o menoscabe de cualquier forma, cualquiera de los bienes comprendidos en el ámbito de aplicación de dicha Ordenanza, que sea contraria a su uso o destino habituales o implique su deterioro, siempre que no esté contemplada como infracción muy grave", según la denuncia.

 

Por tanto, subirse a una señal de tráfico y provocar daños tiene castigo: en este caso 1.000 euros pero la multa puede ascender hasta los 1.500.