Un total de 130 alumnos se resiste a dejar perder la música tradicional

Los asistentes participan en siete talleres de Gaita y Tamboril,y tres de Dulzaina y Redoblante

Un total de 130 alumnos, con edades que oscila entre los siete y los 75 años, asiste semanalmente a los diez talleres de instrumentos musicales de la tradición salmantina que el Instituto de las Identidades de la Diputación de Salamanca (IDES) imparte en la provincia, a través de convenios de colaboración firmados con los ayuntamientos.

 

A través de las áreas de arraigo tradicional de estos instrumentos en la provincia, se imparten siete talleres de Gaita y Tamboril, a lo largo de tres cursos, en Aldeadávila de la Ribera, Candelario, Doñinos de Salamanca, Guijuelo, Ledesma, Lumbrales y Villares de la Reina.

 

Por su parte, los tres talleres de Dulzaina y Redoblante tienen lugar en Alba de Tormes, Cantalapiedra y Peñaranda de Bracamonte, han informado  fuentes de la Administración provincial.

 

En el caso de los talleres de Gaita y Tamboril, siguen un programa que contempla la utilización del ‘Cuaderno de Taller de Gaita y Tamboril’, editado por el IDES, con un conocimiento de los principales ritmos y melodías del acervo salmantino: charradas y charros, jotas, pasacalles, picaos, ofertorios, entre otros. Los talleres de Dulzaina y Redoblante desarrollan el conocimiento de jotas, charradas y pasacalles.

 

Todos estos talleres, siguiendo las pautas establecidas desde el Instituto de las Identidades para su convocatoria, están vinculados a las Escuelas Municipales de Música, con el objetivo de “dignificar estas disciplinas musicales no regladas, integrándolas en la oferta municipal de los distintos ayuntamientos”.

 

A la vista del número del número de alumnos participantes, estos talleres, que se integran en la actividad establecida del Instituto de las Identidades de la Diputación,  “mantienen vivo el interés y refuerzan la apuesta por la conservación de los instrumentos musicales tradicionales de la provincia”.