Un proyecto cataloga las montañas de más 2.000 metros de Castilla y León

La iniciativa ha servido para certificar 430 cumbres de las más de 700 cotas analizadas en las cordilleras del territorio regional.

CGP/DICYT Castilla y León cuenta ahora con uno de los catálogos más exhaustivos sobre orografía montañosa de España. El proyecto 'Dosmiles de Castilla y León' ha recorrido durante más de siete años las cumbres de más de 2.000 metros de altitud y ha clasificado y ordenado los resultados de su trabajo.


La iniciativa, que surgió como un reto personal y deportivo, establece un listado abierto al público en el que se reflejan 430 cumbres que han alcanzado esta clasificación de acuerdo fundamentalmente al criterio de prominencia. Los deportistas y propulsores del proyecto, Eloy Santín y Nacho Sáez, junto al geógrafo y técnico en sistemas de información geográfica, Francisco Miguel García, han compilado un registro en el que han analizado más de 700 cotas de la comunidad.


El grupo ha analizado los distintos macizos montañosos de Castilla y León. Desde la Cordillera Cantábrica a las sierras de Guadarrama, Gredos o Demanda, y hasta las de Urbión, Cebollera y Moncayo, el proyecto ha centrado su trabajo en la diferenciación entre cima y cumbre. La Unión Internacional de Asociaciones de Alpinismo (UIAA) ante la necesidad de determinar qué cumbres gozaban de entidad para obtener reconocimiento como tales determinó hace años que el parámetro más importante para la clasificación era el de prominencia. Este responde a la diferencia de alturas entre la cima y el punto más bajo (brecha o collado).


Las elevaciones con una prominencia de entre 30 y 300 metros tienen, según este criterio, adquieren la consideración de cimas. Sin embargo, de entre todas las cumbres, tan solo se valoran como montañas independientes aquellas con una prominencia de 300 metros o más. Este parámetro ha sido también el básico -aunque no el único- empleado a la hora de elaborar el listado de los 'Dosmiles de Castilla y León'.


El resultado del trabajo se ha recogido en listados que agrupan las cumbres de cada sector y que se publicarán de forma progresiva, tanto en la página web que ha seguido la actividad, como en la de la Federación de Deportes de Montaña, Escalada y Senderismo de Castilla y León.


Respecto de cada cumbre analizada, el listado refleja sus distintas denominaciones, sus coordenadas, su prominencia y su aislamiento respecto de otras cumbres, lo que permite aportar datos sobre su ubicación y categoría.


Junto a cada listado se acompañará igualmente un mapa con escala de gran resolución para poder apreciar de forma más nítida cada una de las cumbres y un archivo a través del cual cualquiera podrá descargarse todas las cumbres de un sector en su dispositivo GPS y así poder visualizarlas en para programar o realizar excursiones en esa zona.


Listas públicas y abiertas


El listado completo está abierto a toda la sociedad, para poder incorporar las aportaciones que puedan realizar todos aquellos que conocen mejor las zonas analizadas. De ahí que se solicite la colaboración de todos sugiriendo correcciones (en nombres, localizaciones u otros elementos), o proponiendo la incorporación de nuevas cumbres (a través de la identificación de sus coordenadas y su denominación), para así obtener un registro más completo y contrastado, según la información de la Fundación Patrimonio Natural de Castilla y León recogida por DiCYT.