Un incendio calcina una vivienda y un pajar, sin registrarse ningún herido

Florida de Liébana. Las dos dotaciones de Bomberos de la Diputación que se trasladaron al lugar tardaron casi cinco horas en extinguir el fuego
E. G.

Un incendio registrado durante la madrugada ha dejado calcinada una vivienda y un pajar anexo a la misma en la localidad salmantina de Florida de Liébana, aunque afortunadamente no se han registrado víctimas, según informaron desde el Parque de Bomberos de la Diputación.

En concreto, el incidente se registró a las 6.27 horas en una vivienda ubicada en la calle Concejo, a la altura del número 4. El fuego se inicio, por causas que se desconocen, en la vivienda unifamiliar y se propagó rápidamente por la casa, de construcción antigua. Además, las llamas llegaron hasta un pajar anexo a la vivienda. Finalmente y después de cerca de cinco horas de intervención, las dos dotaciones que se desplazaron hasta la localidad consiguieron extinguir las llamas aunque no pudieron evitar que el intenso fuego causase daños en la vivienda, la cual quedó completamente calcinada y con el tejado hundido, al igual que el pajar. Afortunadamente y pese a lo aparatoso del incendio, el único habitante que residía en la vivienda pudo escapar nada más comenzar el fuego y pedir auxilio, sin que sufriera ninguna herida de quemaduras por las llamas ni tampoco de intoxicación por humos y no necesitó asistencia médica.

Cabe recordar que hace apenas nueve días, los Bomberos de Salamanca tuvieron que acudir a un incendio originado en el patio de una vivienda ubicada en la calle Primero de Mayo, a la altura del número 20. En esta ocasión el fuego se inició también de madrugada, a las 3.00 horas, por causas que se desconocen, en un vehículo antiguo que estaba estacionado en el patio. Además, en el momento de los hechos se encontraban en la vivienda deshabitada seis okupas, que necesitaron la ayuda de los Bomberos para poder salir debido a que las intensas llamas llegaron hasta la puerta de entrada de las caballerizas. De los seis residentes, un hombre de 59 años tuvo que ser atendido por intoxicación.