Un estudio de demanda determinará si la piscina de San José se convierte en climatizada

El Ayuntamiento adjudica el contrato de gestión de todas las piscinas municipales a una UTE que tiene hasta finales de enero para hacer un estudio de demanda sobre la climatización de la piscina de San José. El PSOE exigirá que se cumpla un proyecto que estaba previsto para esta legislatura.

La gestión de las piscinas municipales de Salamanca cambiará en breve de manos una vez que está cerrada la decisión para adjudicar a una nueva concesionaria uno de los contratos más cuantiosos y con mayor incidencia social del Ayuntamiento de Salamanca. Tras la última reunión de la mesa de contratación está todo listo para que la UTE formada por Clequaly y Enjoy Wellness Salamanca se haga cargo de todas las piscinas propiedad del Consistorio, salvo la del Helmántico, que seguirá bajo la gestión de Eulen, concesionaria hasta ahora del contrato para llevar las de Alamedilla, Aldehuela, San José, Pizarrales, Tejares y el complejo Rosa Colorado.

 

Ya hace semanas que se sabe que este contrato, con una subvención al déficit de explotación de más de 780.000 euros y un valor de 25 millones de euros por los diez años de duración del contrato, iba a cambiar de manos después de muchos años. Y que sus principales retos iban a ser mantener la plantilla y hacerse cargo de la conversión en climatizada de la piscina de San José. La UTE adjudicataria está formada por Clequaly, empresa del grupo Cualitiser, especializado en servicios diversos a la administración; y Enjoy Wellness Salamanca, una sociedad unipersonal que inició actividad hace justo un año y que gestiona el antiguo responsable del Multiusos Sánchez Paraíso en la etapa de Trapsa.

 

Este proyecto, presupuestado inicialmente en cerca de 1,5 millones de euros, va a dar ahora sus primeros pasos. Según lo acordado en las comisiones municipales, la empresa tiene hasta el próximo mes de enero para presentar un estudio de demanda sobre la conversión en climatizada de la piscina de San José. Habrá que ver en qué terminos se elabora ese informe, pero convertir esta piscina en la tercera climatizada de la ciudad es algo que está contemplado en el contrato y que, además, es compromiso electoral de Fernández Mañueco para esta legislatura; hoy por hoy, es imposible que se cumpla. Con los plazos establecidos, podría estar decidido antes de las elecciones, pero no hecho.

 

El grupo socialista tiene claro que exigirá que se lleve a cabo la conversión porque está reflejada en el contrato y porque lo considera necesario para el barrio en el que está radicada la piscina. Sin embargo, espera con atención el resultado del informe y qué decisiones se toman en torno al proyecto. Especialmente, qué tipo de actuación se lleva a cabo, aunque lo normal es que se haga algo parecido a la climatización de la piscina de Garrido.