“Todos te queremos, Hidalgo quédate, Hidalgo quédate…”

(Foto: Chema Díez)

Los unionistas gritaron consignas para buscar una “Solución para la Unión”, centrando su discurso en la familia Hidalgo.

 

La última jornada de esta temporada para la UDS sirvió de nueva para una nueva reivindicación de una afición cansada ya de tanto sufrimiento en este caminar por un pozo que no parece tener fin. Quizá más callada que en otras ocasiones, pero siempre hilando muy fino en sus consignas, los aficionados unionistas centraron sus cánticas en la familia Hidalgo.

 

“Todos te queremos, Hidalgo quédate, Hidalgo quédate…” fue uno de los gritos principales durante todo el choque, igual que una pancarta que rezaba lo siguiente: “Hidalgo, pilota nuestro avión”. Tampoco faltó el ya tradicional “Solución para la Unión”, además de los cánticos de cada día que muestran el amor de los unionistas por su equipo pese a su delicada situación.

 

No obstante, quizá fue un partido más frío de lo habitual y solo 4.105 espectadores despidieron ese año al Salamanca en El Helmántico, mostrando que son pocos los que están, pero los que acuden son incondicionales.

 

Tampoco faltaron las consignas que rememoraron anteriores años cuando el equipo estaba en Segunda, lugar al que la afición quiere volver cuanto antes porque es el que merece el equipo. No se olvidaron de ellos mismos gritando: “La UDS somos nosotros, somos nosotros, la UDS somos nosotros”…

 

Por otro lado, los aficionados también se portaron bien con De Lucas al que ovacionaron a su salida al campo y no hubo reproches por parte de un sector, como ocurriera hace quince días con duras críticas hacia el jugador.