Simón-Moretón: "Es el mejor momento para apostar por la UDS; garantizamos cualquier inversión"

El abogado es uno de los administradores concursales de la UD Salamanca
En el marco de la jornada celebrada ayer en el Palacio de Congresos sobre la Reforma de la Ley Concursal, el abogado José Luis Simón-Moretón administrador concursal de la UDS, aseguraba a este diario: "Los clubes deportivos son empresas, pero son negocios absolutamente atípicos y diferentes a lo que puede ser una empresa normal. Y lo son porque su generación de ingresos no se produce día a día: no se transforma, no se compra, no se vende nada. Normalmente se produce una generación de ingresos a principios de la temporada de la venta de abonos, subvenciones, publicidad… y durante el ejercicio la obtención de ingresos se reduce sustancialmente. En cambio los gastos no, los gastos son fijos y se producen de manera permanente durante el ejercicio".

De hecho, "lo que quiere el legislador es marcar esta especialidad de los concursos y en el plazo de seis meses de la entrada en vigor de la reforma, ha quedado obligado el propio legislador en desarrollar una normativa específica separada de la Ley Concursal sobre los concursos y la insolvencia de los clubes deportivos, porque el mundo del deporte no se puede abstraer del contexto normativo internacional. Hay un tratado de Lisboa donde se regula y lo que se pretende es que cuando una entidad deportiva entre en competiciones oficiales lo haga con unas garantías y una determinada solvencia", reconoce.

En cuanto al momento actual que están viviendo en la UDS, Simón-Moretón apunta: "Estamos en una fase de análisis, de investigación obligada por la Ley Concursal que acabará en nuestro informe del artículo 75 de la Ley Concursal donde en una análisis de los últimos 3 ejercicios tendremos que evaluar cuál es el origen de la insolvencia y ver si las causas que se indican por el club han sido las mismas que nosotros estimamos que han originado la situación de insolvencia y el análisis de los datos de presupuesto objetivo y subjetivo se platean en el expediente concursal. Ese será el momento en el que podamos cifrar la situación económica del club".

"Hay una gran preocupación en el club porque la UDS cuando ha entrado en concurso ya había generado sus ingresos en el origen de la temporada y nos hemos encontrado con una situación de múltiples embargos y de ausencia importante de tesorería", añade.

Pero el abogado se niega a ser demasiado negativo: "Ya está trabajando la empresa y nosotros mismos lo alentaremos para llegar a un posible convenio en el cual bajo una idea de renovación de la imagen del club se hagan diferentes propuestas a las personas que de alguna forma quieran defender la historia de un club centenario para que apuesten por el club. Es el mejor momento porque mediante un convenio se puede reducir la deuda de una manera importante y con mayor seguridad porque la administración concursal va a garantizar cualquier operación que se realice de inversiones en el club. Por eso hacemos una llamada a las empresas y empresarios salmantinos o fuera de Salamanca que puedan acudir a estos momentos tan delicados pero tan interesantes desde esta perspectiva económica".