Silvestre Sánchez: "Siempre estaré a disposición de Salamanca"

El empresario, junto a Antonio Romo, recibió un homenaje de manos de Julián Lanzarote en su último día como alcalde
El empresario salmantino Silvestre Sánchez Sierra recibió ayer un homenaje por su trayectoria y su apoyo a la ciudad de Salamanca con el nombre de una calle en el barrio Ciudad Jardín. "Este día no lo olvidaré nunca y siempre estaré a disposición de Salamanca. No me creo que pueda tener una calle en la ciudad, especialmente cuando salí hace ya tantos años. Así, Lanzarote, tendrás una amigo para el resto de los días porque este homenaje me llega al fondo mis entrañas". Además, Sánchez Sierra quiso brindar esa calle a todos los vecinos de la zona y a los emigrantes que se marcharon de Salamanca en aquella época, así como a sus familiares, "los que están y los que no".

Por su parte, el sacerdote Antonio Romo también recibió con orgullo este reconocimiento, "porque cuando has amado una tierra tanto, algo te entra por dentro, recordano siempre los momentos felices, y más en el barrio de Ciudad Jardín". Romo evocó tiempos pasados, "todos estupendos, que no cambiaría por nada del mundo, porque lo de menos es el nombre, lo importante son las personas. Es lo que al final queda".

Lanzarote, orgulloso
Por último,el primer edil de la ciudad, Julián Lanzarote, estuvo más bromista e irónico que nunca en su último día al frente de la Alcaldía de Salamanca y recordó que no hay mejor manera de terminar "mi mandato que este reconocimiento a dos salmantinos de categoría como Silvestre, que el único problema que tiene es que vive muy lejos. Y qué decir del cura Romo, que lo que hace su mano derecha no lo sabe la mano izquierda y viceversa. Un hombre que hace obras inmensas de todo tipo".

Lanzarote abogó por el amor de la tierra de ambos, e indicó que hasta el correo electrónico de Silvestre es "salamancabarceloneta; hasta ese punto llega. Me recuerda mucho a Paraíso cuando iba a correr y se pegaba una pegatina de Salamanca. Silvestre y Antonio se ponen pegatinas de Salamanca todos los días". Lanzarote bromeó con que no le han dejado poner sus nombre a la quinta avenida "pero en Nueva York mando menos que aquí, y ya es decir". Por último, Lanzarote señaló que este tipo de menciones se hacen solo "con los mejores".