Siete personas son evacuadas por el incendio de una vivienda

Plaza de Trujillo. Los Bomberos evacuaron a una decena de vecinos por los balcones debido al intenso humo.
E. G.

Por segunda vez en dos días, los Bomberos tuvieron que actuar en un incendio declarado en una vivienda de la capital. En esta ocasión, el fuego afectó a un edificio de la plaza de Trujillo donde siete personas tuvieron que ser atendidas por inhalación de humo, entre ellas, una mujer de 86 años, que fue encontrada en el suelo inconsciente y que al cierre de esta edición permanecía en la UVI, según informaron el Servicio de Emergencias de Castilla y León 112 y los Bomberos de Salamanca.

El fuego comenzó pasadas las 16.00 horas, en el segundo piso de una vivienda ubicada a la altura del número 25. Las llamas llegaron a salir por las ventanas hasta la llegada de los Bomberos. El incendio comenzó en un brasero eléctrico que la propietaria de la vivienda tenía en una habitación utilizada como sala de estar. Las llamas afectaron a la mesa camilla y de inmediato se propagaron por toda la habitación, que quedó completamente calcinada. La cocina también quedó muy dañada por la alta concentración de calor, al igual que el resto de las dependencias, afectadas por el humo.

El intenso humo afectó al edificio ya que se propagó por las escaleras y por el resto de las viviendas al abrir los vecinos las puertas, por lo que los Bomberos tuvieron que evacuar desde la segunda hasta la cuarta planta. Una decena de personas fueron desalojadas, ya que ante el estado de nerviosismo, algunas de ellas amenazaron con tirarse desde sus balcones.

Hasta el lugar se trasladaron cuatro vehículos de los Bomberos, con una decena de efectivos, dos ambulancias y una UVImóvil y varias patrullas de la Policía Local y Nacional, que de inmediato vallaron toda la zona por seguridad.

Los facultativos atendieron a siete personas, entre ellas, una menor. Los intoxicados son una mujer de 41 años, C. B. G., trasladada en ambulancia al Hospital Clínico; una niña de cuatro años, P. M. B., evacuada en ambulancia al mismo hospital; un hombre de 88 años, J. J. H. G., evacuado al Hospital Virgen de la Vega; una mujer de 87 años, M.H.H., trasladada en ambulancia al Clínico; otra mujer de 86 años, E.N.N., trasladada en UVI móvil al Hospital Clínico; un varón de 72 años, J.H.J. y una mujer de 75 años, L.M.G., dados de alta in situ. La herida más grave fue encontrada en el suelo de su vivienda inconsciente, mientras que su marido, que también resultó afectado por el humo intentó reanimarla. La pareja tiene 86 y 84 años. Mientras, la propietaria del inmueble donde comenzó el fuego resultó intoxicada y además las llamas le quemaron el pelo. Una de las vecinas afectadas señaló que se encontraba hablando por teléfono cuando escuchó una explosión. “Tuve que salir corriendo ya que me llevé un gran susto”. Según su versión, la afectada fue a enchufar un brasero cuando se produjo el estruendo, que alertó a los vecinos del inmueble afectado y a los de las viviendas colindantes.

Tan sólo un día antes, los Bomberos desalojaron a diez vecinos de un edificio tras incendiarse un garaje, en la calle Arquitecto Repullés.