Siete de los once extrabajadores de Raga y Urbaser encerrados en San Andrés (León) acuerdan dejar la protesta

Siete de los once extrabajadores de las empresas Raga y Urbaser decidieron abandonar el encierro que desde hace días protagonizaban en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo (León) para protestar por el despido de 25 trabajadores tras la municipalización de las dos empresas.
LEÓN, 9 (EUROPA PRESS)



Ayer por la tarde los extrabajadores de las empresas Raga y Urbaser encerrados solicitaron hablar con el jefe de servicio de la Policía Local trasladándole la intención de abandonar el encierro y que se les permitiera salir a tomar un café con los sindicatos.

Asimismo, el representante del sindicato USO se puso en contacto con el alcalde de la localidad, Goyo Chamorro, para comunicarle "formalmente la finalización del encierro", señala el equipo de gobierno municipal en un comunicado de prensa remitido a Europa Press.

No obstante, cuatro de los encerrados, que habían participado con anterioridad en la votación, decidieron reincorporarse al encierro "después de las visitas de María Eugenia Gancedo y Francisco Javier Gómez", según fuentes municipales. De los que continúan encerrados tres pertenecen a Urbaser (responsable de la limpieza urbana y recogida de residuos) y uno a Raga (empresa encargada de la limpieza de jardines).

Por todo ello, el equipo de Gobierno de San Andrés ha considerado "ahora más que nunca" que se trata de un encierro "con fines políticos, puesto que en lugar de buscar la normalidad para el municipio utilizan a los trabajadores en la búsqueda de sus intereses particulares, sin importar generar crispación e inestabilidad".

Desde el Ayuntamiento de esta localidad del alfoz leonés recuerda que a estos extrabajadores encerrados se les ha permitido la entrada y salida "libremente" hasta la semana pasada, cuando se decidió cerrar el Salón de Plenos y limitar las visitas entre las 11 y 12 horas y de 19.30 a 21.30 horas.

Asimismo, desde San Andrés han recordado que la Policía Local está "a disposición de los encerrados en todo momento con el fin de garantizar su seguridad y salud".